Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El jurado condena a Zacarias Moussaoui a cadena perpetua por los atentados del 11-S

El único acusado en EE UU por el ataque en Nueva York no tendrá la posibilidad de la libertad condicional

Zacarias Moussaoui, el único acusado en EE UU por los atentados del 11-S, ha sido condenado hoy a cadena perpetua sin posibilidad de libertad condicional por un jurado de Alexandria (Virginia), que deliberó durante siete días.

Zacarias Moussaoui, el único acusado en EE UU por los atentados del 11-S, fue condenado hoy a cadena perpetua sin posibilidad de libertad condicional por un jurado de Alexandria (Virginia), que deliberó durante siete días.

El jurado, que ya le había encontrado culpable, tenía que decidir ahora entre una condena a pena de muerte, tal y como había pedido la acusación, o una a cadena perpetua, solicitada por la defensa. El veredicto no fue unánime.

Los nueve hombres y tres mujeres que componen el jurado habían decidido en la primera fase del juicio que Moussaoui debía ser condenado a la pena capital, al considerar que sus mentiras a la Oficina Federal de Investigación (FBI) sobre los planes terroristas ocasionaron la muerte de al menos una persona. Su veredicto será transmitido a la jueza encargada del caso, Leonie Brinkema, quien hoy, jueves, tiene previsto emitir la sentencia.

Moussaoui, de 37 años y nacionalidad francesa, aunque de origen marroquí, fue detenido en agosto del 2001, días antes de los atentados del 11 de septiembre, por infracciones a las leyes de inmigración. Moussaoui ha declarado al salir de la Corte que "América ha perdido" mientras aplaudía.

El presidente de EE UU, George W. Bush, ha declarado, tras conocer el veredicto, que este pone fin al caso "pero no al derecho contra el terror". "Nuestra causa es justa y el resultado es cierto: la justicia será aplicada" , ha asegurado Bush a través de un comunicado emitido minutos después de darse a conocer la sentencia. "El diablo no tendrá la palabra final. Esta gran nación prevalecerá", manifestó, recordando que "nuestros pensamientos están hoy con las familias que perdieron a sus seres queridos".