Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Gobierno colombiano comienza el traslado de los 200 presos de las FARC que serán excarcelados

El presidente colombiano, Álvaro Uribe, espera que la guerrilla libere a cambio a 56 secuestrados canjeables, entre los que se encuentra Ingrid Betancourt

Un total de 110 guerrilleros de las FARC admitidos en un programa gubernamental de excarcelación han sido trasladados este viernes a la cárcel de la localidad de Chiquinquirá, que les servirá de prisión de paso antes de ser liberados, según han informado dicho fuentes gubernamentales. Los insurgentes, de una docena de cárceles de distintas ciudades y poblaciones, forman parte de un grupo de cerca de 200 que serán puestos en libertad por decisión del presidente colombiano, Álvaro Uribe, quien espera que las FARC procedan a entregar a algunas de las personas que mantienen secuestradas, como la ex candidata a la presidencia Ingrid Betancourt.

Al menos 18 mujeres, una de ellas con una niña de dos años que ha dado a luz en la cárcel, están entre los trasladados en la jornada, realizada bajo la coordinación de la Oficina del Alto Comisionado para la Paz (OACP), el Ministerio del Interior y de Justicia, y la Alta Consejería para la Reintegración (de antiguos miembros de grupos armados ilegales). Los responsables de la operación han informado de que la primera jornada de traslado de presos ha terminado hacia el anochecer del viernes.

La operación continuará este sábado cuando se espera completar el número de reclusos admitidos, que según el director del Instituto Nacional Penitenciario y Carcelario (INPEC), el general retirado Eduardo Morales, es de "unos 200". La cárcel de Normandía, en Chiquinquirá, población distante 140 kilómetros al norte de Bogotá, ha sido escogida como sitio de concentración de los rebeldes admitidos en el programa.

Desbloquear el proceso

El traslado y la posterior excarcelación anunciada por Uribe busca un gesto similar de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), que mantiene cautivos a 56 secuestrados canjeables, entre ellos la colombo-francesa Ingrid Betancourt, ex candidata presidencial secuestrada desde febrero del 2002. El ministro del Interior y de Justicia, Carlos Holguín, ha ratificado que la excarcelación es un gesto humanitario con el que "el gobierno quiere desempantanar un proceso de muchos años, (...) ante la falta de humanidad de los rehenes en campos de concentración oprobiosos".

Holguín ha añadido que aproximadamente 193 guerrilleros cumplen con los requisitos para ser excarcelados, aunque la lista podría aumentar hasta el día de la liberación. De unos 1.600 rebeldes presos de esa guerrilla en 50 cárceles, más de 1.200 han solicitado ser incluidos en ese beneficio, ha señalado también Holguín. El presidente Uribe fijó la semana pasada como fecha límite para la excarcelación el 7 de junio.

Tanto el ministro Holguín como otros altos cargos han negado que el gobierno vaya a declarar el estado de excepción o que haya llegado a un acuerdo con las FARC para liberar rebeldes. Asimismo, han negado los anuncios de la senadora de oposición Piedad Córdoba, según los cuales esa guerrilla liberaría a Betancourt, a su compañera para la vicepresidencia en los comicios de 2002, Clara Rojas, y a un hijo de ésta nacido en cautividad.

Críticas a Uribe

La madre de la ex candidata presidencial colombiana Ingrid Betancourt, secuestrada por las FARC, ha dicho que espera "un gesto" de la guerrilla a la puesta en marcha de la excarcelación de rebeldes por parte del gobierno de su país. En una entrevista concedida a la edición electrónica del diario Clarín de Argentina, donde este viernes ha finalizado una visita de cuatro días, Yolanda Pulecio de señalado que "si él (Uribe) suelta 200 ó 300 guerrilleros, ¿después con qué vamos a negociar la salida de Ingrid y todos los otros secuestrados?. La base de negociación se pierde. Pero todo depende de cómo lo presente el presidente y que la guerrilla pueda percibir el gesto de voluntad y también hagan un gesto". "De él ya no me sorprende nada. Si le conviene, lo hace", ha respondido Pulecio cuando le han preguntado si le había sorprendido el anuncio de Uribe sobre la excarcelación de rebeldes de las FARC.

Más información