Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

El Rey a Chávez: "¿Por qué no te callas?"

El Rey se enfrenta a Chávez tras insistir el presidente venezolano en llamar "fascista" a Aznar

El presidente de Venezuela, Hugo Chávez, ha colmado este sábado la paciencia del Rey don Juan Carlos. Mientras José Luis Rodríguez Zapatero intervenía en la Sesión Plenaria de la XVII Cumbre Iberoamericana, el presidente venezolano trataba de interrumpirle, insistiendo en sus descalificaciones al ex presidente José María Aznar, al que ha vuelto a llamar "fascista". Al ver que Chávez no callaba, el Rey, visiblemente enojado, ha espetado a Chávez, señalándole con la mano: "¿Por qué no te callas?".

Intervenía Zapatero en la última sesión plenaria de la cumbre, precisamente para contestar a la primera intervención de Chávez, en la que el dirigente venezolano insistía en descalificar a Aznar. Desvelando algunas conversaciones que tuvo con él en la visita de Aznar a Venezuela en 2002, Chávez ha rematado su discurso diciendo que "una serpiente es más humana que un fascista o un racista; un tigre es más humano que un fascista o un racista".

Ante estas palabras, Zapatero ha exigido de nuevo "respeto" para el ex presidente español. "Se puede estar en las antípodas de una posición ideológica y no seré yo quien esté cerca de las ideas de Aznar, pero fue elegido por los españoles y exijo ese respeto", decía. Mientras, Chávez, no paraba de hablar, intentando interrumpir, defendiendo su derecho a expresar su opinión.

Entonces, el Rey, visiblemente enojado, insta a Chávez a dejar hablar a Zapatero con un sonoro y enojadísimo "¿Por qué no te callas?", levantando la mano en dirección a Chávez. Entonces, interviene la presidenta chilena, Michelle Bachelet, que pide que no se entable conversaciones particulares: "por favor, no hagamos diálogo, han tenido tiempo para plantear sus posiciones".

El Rey se va

Tras el desencuentro, ha tomado la palabra el presidente nicaragüense, Daniel Ortega, que también ha criticado a las empresas españolas, al igual que hizo Chávez ayer. Ante tanta crítica a España, el Rey, en un gesto sin precedentes, ha decidido abandonar el plenario, aunque después ha vuelto a entrar. Después, ha sido el representante cubano, el vicepresidente Carlos Lage, el que ha salido en defensa de Chávez, destacando su derecho a "defenderse", dado que Aznar también ha "atacado a la dignidad de Venezuela" en "reiteradas ocasiones". A su juicio, no debería interpretarse "el derecho de Venezuela a defenderse como un ataque al Rey o al Gobierno de España o al pueblo español".

Según fuentes oficiales, el Rey Juan Carlos ha abandonado el pleno en protesta por los ataques a Aznar, para mostrar el "desagrado de la delegación española", de acuerdo con el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, que se ha quedado en la sesión por si era necesario responder a nuevas acusaciones. Tras unos minutos en una sala adyacente a la del pleno, el Rey ha decidido regresar para asistir a la ceremonia de clausura de la Cumbre, a petición de la anfitriona, la presidenta chilena, Michelle Bachelet, que ha ido expresamente a buscarle.

Tras la sesión, el presidente Zapatero ha expresado su deseo de que sea "la última vez" que en un foro como la cumbre iberoamericana alguien actúa como lo ha hecho Chávez. "España considera absolutamente inapropiado y no aceptable" en un foro democrático como esta cumbre, donde todas las ideas pueden expresarse libremente, que haya descalficaciones a personas que han tenido una responsabilidad fruto de la voluntad popular, ha dicho Zapatero. "Espero que sea la última vez; espero que sea la última vez, porque construir un diálogo democrático es, ante todo, construir el respeto". Zapatero ha garantizado que el Gobierno de España siempre ha respetado, respeta y respetará a todos los gobernantes elegidos democráticamente, y, por ello, siempre ha exigido, exige y exigirá el respeto a todos ellos. "Así es como se debe funcionar y así vamos a exigir que se funcione", ha recalcado.

El PP alaba al Rey; Llamazares defiende a Chávez

El secretario de Comunicación del PP, Gabriel Elorriaga, ha afirmado que lo ocurrido en la Cumbre Iberoamericana ha sido consecuencia "de la imprevisión, de la negligencia y de la falta de capacidad de actuación" del presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero. Al mismo tiempo, ha elogiado al Rey por defender al conjunto de los españoles.

"Una vez más, ha tenido que ser el Jefe del Estado el que, con su actitud de firmeza, buen juicio y servicio al Estado, ha sabido dar una respuesta adecuada a los gravísimos insultos que estaban recibiendo todos los españoles a través de la boca de Hugo Chávez", ha resaltado Elorriaga en rueda de prensa en Madrid.

Por el contrario, el coordinador general de Izquierda Unida, Gaspar Llamazares, ha comentado que la reacción del Rey ha sido "excesiva" y "no muy afortunada". Llamazares, además, ha defendido al presidente de Venezuela: "puede discutirse la oportunidad de las formas", pero "lo que no es discutible es lo dicho por Chávez sobre la implicación y el apoyo" del Gobierno de Aznar en la intentona de derrocarlo en 2002.

Para el líder de IU, "lo que hace Chávez es decir la verdad", y que "a estas alturas alguien se escandalice" por censurar aquella maniobra "es, cuando menos, hipócrita".

Más información