Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:

La esperanza gana terrero en Irak

Informes del Fondo Monetario Internacional y Naciones Unidas señalan que el progreso político y económico será una realidad a partir de este año

Hay espacio para la esperanza en Irak, pese a la guerra y la desestabilización política y social en la que se encuentra sumido el país árabe. Así lo señalan los últimos informes del Fondo Monetario Internacional (FMI) y Naciones Unidas (ONU), que coinciden en indicar que el progreso político y económico empezará a ser una realidad a partir de este año 2008 y el próximo.

Un balance del FMI prevé un crecimiento económico de Irak para este año del 7% y otro similar o mayor para el 2009. Mohsin Khan, director del FMI para Oriente Medio y Asia, asegura que las actuales mejoras en seguridad "condicionarán" la producción de petróleo llegando "al menos" a 220.000 barriles al día. Este incremento en la producción repercutirá en la actividad económica del país.

Mientras tanto, la ONU ha dado recientemente la bienvenida, a través de su enviado especial, al diálogo abierto entre chíies y suníes, dos comunidades enfrentadas, y al trabajo cada vez más activo del gobierno iraquí. Staffan de Mistura, delegado de la ONU, ha informado sobre el "progreso nacional" en materia de diálogo. "Hoy la situación ha cambiado sustancialmente. Y ha cambiado nuestro pensamiento de preocupación y pesimismo", ha dicho el enviado del organismo internacional, a pesar de que los atentados no han desaparecido. Mistura afirma además que el 2008 es "crucial" para el país y la conciliación nacional.

Por su parte, el Secretario General de la ONU, Ban Ki Moon, consideró ayer en rueda de prensa desde la sede del organismo en Nueva York que los avances en el terreno político en Irak son insuficientes pese a que el número de ataques registrados se ha reducido en todo el país. Las mejoras en materia de seguridad tienen que repercutir en progresos similares en la arena política, dijo el Secretario General.