Catástrofe en Haití

El arte de sobrevivir en Puerto Príncipe

Mientras esperan la ayuda internacional miles de haitianos sin hogar se las arreglan para conseguir agua y comida

FRANCISCO PEREGIL | Puerto Príncipe 18 ENE 2010 - 14:24 CET

Al caer la noche en el aeropuerto de Puerto Príncipe, donde duermen en tiendas de campañas los cooperantes y periodistas internacionales, decenas de haitianos se aglomeran a la salida ofreciendo sus servicios como conductores, traductores o simples guías. Apenas media hora en moto-taxi hacia el norte de la ciudad, en las afueras del hotel Ville Créole, donde pernoctan en sacos de dormir algunos reporteros, se oyen varios tiros a las nueve de la noche. Muy pocos se han oído hasta ahora si se tiene en cuenta que la policía no se deja ver en las calles y los presos de la mayor cárcel del país huyeron en la tarde del terremoto. A falta de una ayuda internacional mejor organizada, los haitianos han seguido practicando el arte de sobrevivir en las condiciones más difíciles, algo en lo que han venido ejercitándose durante gran parte de los 204 años desde que lograron la independencia.

A las cinco y media de la madrugada, media hora antes de que amanezca, empiezan a oírse los gallos y los perros. Hay comida en las calles. Poca, pero hay. A las seis, resuenan los cantos y oraciones de la gente que duerme en los parques y las plazas. Primero es una voz muy queda y muy triste, a la que se van uniendo otras. Después, cada uno a lo suyo.

Frente al palacio presidencial derruido, los jóvenes buscan tablones de maderas y cables de electricidad para sus casas. Unos hacen fotos a las ruinas y otros venden refrescos por menos de medio dólar la lata, o pasta de maíz. No han subido mucho los precios desde el terremoto. Donde sí proliferan las mafias es en la venta del agua para ducharse o lavar la ropa. "Me cobran medio dólar por dos cubos de agua al día", comenta Antonio Maitines, un dominicano casado con una haitiana y padre de dos hijas. El lugar de donde se provee es una tubería medio rota en un patio maloliente. Alrededor de ella, varios mafiosos organizan la cola.

El jefe de seguridad del palacio presidencial, quien prefiere no facilitar su nombre, explica que esta situación de calma tensa no va a durar mucho: "Muchos de nuestros policías han muerto o están afectados por el terremoto, mientras los bandidos andan sueltos y armados por las calles. El agua que se vende no es salubre. Hay baños portátiles en las calles, pero no dan abasto. La gente hace sus necesidades, echa encima basura y cuando se acumula mucha, la queman. Hay víveres, pero cada vez menos. Nuestro Gobierno ha hecho un gran esfuerzo por desarmar a las pandillas en los últimos años. Pero la población está volviendo a hacerse con armas. Si no empieza a llegar la ayuda, en una semana veremos que se matará en las calles por una simple botella de agua", advierte.

Durante su visita del domingo a Puerto Príncipe, la vicepresidenta del Gobierno de España, María Teresa Fernández de la Vega, declaró: "Ahora, es importante que los haitianos cojan confianza en sí mismos y que se impliquen en las labores de ayuda y en la organización por barrios". De momento, los haitianos parecen muy implicados en su propia supervivencia.

NOTICIAS RELACIONADAS

Selección de temas realizada automáticamente con

Otras noticias

FOTOGALERIA: Huérfanos de Haití

Uno de los niños huérfanos rescatados de manos de una organización cristiana estadounidense que intentaba sacarlos de Haití. / CRISTÓBAL MANUEL

Últimas noticias

Ver todo el día

Moscú firma un nuevo tratado con Abjazia y se afianza en el mar Negro

Los líderes de Georgia lo consideran como parte de un proceso de anexión

La Xunta rechaza subir el IRPF a las rentas altas por “su escaso efecto”

EP

La oposición proponía aumentar la recaudación fiscal con más impuestos a los ricos

Rescatan a 34 equinos y 5 perros desatendidos en una hípica

EFE

La Diputación actúa tras comprobar que no se había atendido su requerimiento del bienestar animal

Luchar contra el desempleo juvenil desde el colegio

La fundación busca que la ONU dedique al problema del paro la década 2019-2028

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana