Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

Los 52 presos que liberará el régimen cubano vendrán a España

El ministro Miguel Ángel Moratinos revela que todos los excarcelados viajarán primero a Madrid, aunque posteriormente algunos puedan dirigirse a otros países.- El disidente Fariñas se muestra dispuesto a suspender parcialmente su ayuno y empezar a beber agua

Los 52 presos políticos que serán excarcelados por el régimen cubano en los próximos meses viajarán a España, aunque posteriormente puedan dirigirse a otros países, según reveló esta madrugada el ministro de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, en un encuentro con periodistas en la residencia del embajador español en La Habana, antes de iniciar su viaje de regreso a Madrid. Moratinos aseguró desconocer la identidad de los cinco primeros presos que saldrán en libertad en los próximos días ya que, según explicó, es el Arzobispado de La Habana el que se encargará de seleccionarlos, en función de su estado de salud y su deseo de viajar a España. Sí aseguró que las autoridades cubanas han dado garantías de que sus propiedades en la isla no serán confiscadas y de que sus familiares podrán volver cuando lo deseen. Respecto a los ex reclusos, no se excluye que pueden hacerlo, aunque necesitarán una autorización.

Moratinos aseguró que el compromiso del presidente Raúl Castro es liberar a todos los presos políticos, aunque su número está sujeto a controversia -la Comisión Cubana de Derechos Humanos y Reconciliación Nacional los cifra en 167?, por lo que se ha acordado centrarse en los 52 del denominado Grupo de los 75, detenido en la primavera de 2003, que resulta incontestable para todas las partes. Por ello, pidió al disidente Guillermo Fariñas, en estado crítico tras más de cuatro meses en huelga de hambre y sed, que abandone su protesta; algo que, según su médico personal, Ismel Iglesias, podría ocurrir pronto. De hecho, esta madrugada el doctor ha anunciado que el disidente se ha mostrado dispuesto a suspender parcialmente su ayuno y que puede empezar a beber agua una vez que sean liberados los primeros cinco reclusos.

Poco antes, justo después de la reunión que mantuvo con el presidente cubano, Raúl Castro, y el cardenal Jaime Ortega, tras la cual se anunció la excarcelación de los 52 presos, el ministro español no pudo ocultar su alegría. "Sentimos una enorme satisfacción. Se abre una nueva etapa en Cuba con el deseo de zanjar definitivamente la cuestión de los presos", dijo un exultante Moratinos. Según él, "ya no hay ninguna razón para mantener la Posición Común[europea]". "Esto era lo que mis colegas me pidieron, espero que ahora respondan al compromiso", dijo Moratinos. El jefe de la diplomacia española habló ayer mismo con la Alta Representante de la UE, Catherine Ashton, a quien informó del resultado de sus gestiones y tiene intención de hacerlo también con la secretaria de Estado de EE UU, Hillary Clinton.

Moratinos y el cardenal Jaime Ortega vieron el partido entre España y Alemania en la residencia del presidente Raúl Castro. Según el ministro, ambos "han vibrado" con el triunfo de la selección española.