El huracán Irene llega a Nueva York tras golpear Carolina del Norte

Al menos nueve muertes relacionadas con el fenómeno y un millón depersonas sin luz.- El alcalde de Nueva York urge a abandonar las zonas amenazadas y el de Filadelfia declara el Estado de Emergencia.- La ciudad cierra sus aeropuertos y suspende el transporte público

DAVID ALANDETE / BARBARA CELIS / AGENCIAS | Washington / Nueva York 28 AGO 2011 - 05:19 CET

EL PAÍS

Degradado a huracán de Categoría 1, pero todavía con vientos de hasta 140 kilómetros por hora, Irene sigue su avance por la costa noreste de estados Unidos, pasando por Washington y llegando ahora a Nueva York. El alcalde de la capital federal ha advertido de probabilidades de inundaciones en la mayoría de zonas bajas de la ciudad, mientras el de Filadelfia ha declarado el estado de emergencia. Ocho Estados se encuentran en alerta y 100.000 miembros de la Guardia Nacional están a disposición de los gobernadores correspondientes, por si ordenaran más evacuaciones de las que ya se están produciendo.

Hay en total 2,3 millones de personas afectadas por esas evacuaciones. De ellas, 315.000 en Maryland y 200.000 en Virginia, en el área que circunda a Washington; un millón en Nueva Jersey y 370.000 en Nueva York. Irene tocó tierra el sábado a las 7.30 (13.30 en la España peninsular) al este de cabo Lookout, en Carolina del Norte. Al menos nueve personas -cinco en Carolina del Norte, tres en Virginia y uno en Florida- han perdido la vida a causa del huracán, la gran mayoría al caerles árboles o ramas de gran tamaño, según las autoridades.

Sobre las cinco de la madrugada (hora peninsular española), el alcalde de Nueva York, Michael Bloomberg, ha anunciado que Irene había llegado a Nueva York. "La tormenta está golpeando finalmente a Nueva York", ha sostenido , por lo que "el tiempo para la evacuación "ha terminado y todo el mundo debe permanecer resguardado". "Se acabó el tiempo", ha dicho Bloomberg, quien ha instado en inglés y en español a quienes permanezcan en las zonas de peligro a quedarse en el interior de sus viviendas.

El Servicio Meteorológico Nacional ha alertado de la posible formación de tornados en el litoral atlántico situado entre los estados de Maine y Carolina del Norte, donde, precisamente se encuentra Nueva York y el estado de Delaware. Este lugar ha sido objeto del primer tornado reconocido durante el huracán, que ha dañado al menos 17 viviendas de la localidad de Lewes sin que, por el momento, se hayan tenido que lamentar pérdidas humanas, según ha afirmado el gobernador de Delaware, Jack Markell, a

la cadena estadounidense CNN.

Categoría 1

El Centro Nacional sobre Huracanes de EE UU ha degradado a Irene a Categoría 1, por bajar de los 154 kilómetros por hora. "Predecimos una ligera debilitación en nuestras previsiones", asegura ese centro en su última actualización. "Pero sus vientos se mantendrán con fuerzas huracanadas según vaya cruzando los Estados de la zona meridional del Atlántico y hasta que alcance Nueva Inglaterra". El huracán avanza hacia el norte a una velocidad de 24 kilómetros por hora.

A pesar de que Irene ha sido degradado, sus vientos siguen extendiéndose a una zona de 415 kilómetros desde su ojo. En un radio menor, de 150 kilómetros, esos vientos son huracanados y altamente destructivos. Los gobernadores de los Estados afectados han recomendado a sus ciudadanos que se aprovisionen de alimentos y no abandonen sus casas.

El transporte de largo recorrido, en tren, automóvil o avión, está funcionando bajo mínimos. Los cinco aeropuertos de Nueva York cerrarán ante el paso del huracán. Numerosas aerolíneas han cancelado miles de vuelos que debían partir de o llegar a aeródromos que se encuentran en su recorrido, como los de Baltimore o Washington. Desde el mediodía, la red de metro de Nueva York se encuentra cerrada al público.

El alcalde ha lanzado esta tarde nuevas advertencias y ha urgido a los residentes en las zonas más costeras a abandonar ya sus casas: "Quedarse es peligroso, es una locura y va contra la ley", ha dicho Bloomberg en una rueda de prensa en Coney Island. "Si tienen que irse, deben empezar ahora mismo", según Bloomberg, quien pese a recordar que el huracán ha perdido fuerza, ha afirmado que "hay que prepararse para el peor escenario".

Lo que más preocupa a las autoridades es la fuerte subida de las aguas que bañan la isla de Manhattan y los barrios de Brooklyn, Queens y Staten Island. De ahí que por primera vez en la historia de Nueva York, anunciara la evacuación obligatoria de 370.000 personas que viven en las zonas de riesgo de inundación, además del desalojo de los hospitales y asilos cercanos a las zonas costeras. "Nunca hemos ordenado una evacuación y no lo haríamos si no pensáramos que la tormenta es potencialmente muy peligrosa", declaró el viernes el alcalde Bloomberg.

Barack Obama se reunió el sábado por la mañana con la secretaria de Seguridad Nacional, Janet Napolitano, y su equipo de respuesta a emergencias, y pidió recibir actualizaciones puntuales del recorrido de la tormenta. El presidente llegó a Washington en la noche del viernes, acortando en un día sus vacaciones en Massachusetts, para coordinar las labores de su gobierno en este asunto. En 2005, cuando el huracán Katrina asoló Misisipi y Luisiana, el presidente George W. Bush prefirió quedarse en su rancho de Tejas, lo que le granjeó numerosas críticas.

Otras noticias

Un hombre coloca tablones de madera para proteger las ventanas de una casa en Kitty Hawk, Carolina del Norte, unas horas antes de que el huracán Irene toque tierra en esa región de EE UU / JIM LO SCALZO (EFE)

El presidente de EE UU, Barack Obama, se retira después de dar un discurso en el que pide a los estadounidenses tomar precaciones ante la llegada del huracán Irene / JIM WATSON (AFP)

FOTOGALERIA: Caminando sobre el agua

Un hombre camina por encima de una pared para poder desplazarse en New Brunswick, Nueva Jersey, durante las inundaciones provocadas por el paso del huracán Irene / MEL EVANS (AP)

Últimas noticias

Ver todo el día

Pésimas relaciones con Justicia y ninguneo permanente

Torres-Dulce no fue consultado en decisiones que le afectaban, aunque coincidió con el Gobierno en las esenciales y amagó reiteradamente con irse

Cae una red que captaba traficantes de droga en la cola del paro

La organización criminal se especializó en enviar 'speed' a Japón oculto en bombones

Protesta contra la ley Mordaza frente a la jefatura de la Policía

Medio centenar de jóvenes del colectivo ARRAN cortan el acceso a la comisaría durante una hora y media

Rojo reconoce que el PSE se equivocó por defender el ‘fracking’

PNV y PP aprueban una propuesta menos exigente que la de PSE y EH Bildu, para avanzar en las exploraciones de hidrocarburos de Bizkaia

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana