Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Obama afirma que solo las negociaciones pueden llevar al Estado palestino

El presidente rechaza los planes de la ANP para solicitar al Consejo de Seguridad el reconocimiento de Palestina ante la ONU como miembro con plenos derechos

El presidente estadounidense, Barack Obama, ha manifestado en la apertura de la Asamblea General de la ONU que no hay "atajos" para la paz en Oriente Próximo y que la consecución del Estado palestino pasa por las negociaciones con Israel. "La paz no llegará mediante declaraciones y resoluciones en la ONU", ha dicho Obama en referencia a la demanda que la Autoridad Nacional Palestina (ANP) prevé elevar al Consejo de Seguridad el viernes para el reconocimiento de un Estado con plenos derechos en la organización. "En último término, son los israelíes y los palestinos, no nosotros, los que deben llegar a un acuerdo sobre las cuestiones que les dividen: las fronteras y la seguridad, los refugiados y Jerusalén", ha subrayado el presidente norteamericano, que trata de desactivar las aspiraciones palestinas.

Una aspiración "legítima"

Estados Unidos, ha reiterado, apoya el establecimiento de un Estado palestino, "una visión postergada durante demasiado tiempo", pero el éxito sólo llegará "si podemos instar a las partes a sentarse juntas, a escucharse y entender las esperanzas y miedos mutuos". Las dos partes, ha indicado, tienen "aspiraciones legítimas". Si los palestinos reclaman su Estado, Israel exige seguridad. "Los amigos de los palestinos no les hacen ningún favor haciendo caso omiso a esta verdad, al igual que los amigos de Israel deben reconocer la necesidad de lograr una solución de dos estados con un Israel seguro junto a una Palestina independiente", ha señalado.

Obama ha comparecido ante la Asamblea General, abierta por vez primera por una mujer, la presidenta brasileña, Dilma Rousseff, poco antes de verse las caras con el primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu. Durante esta cita, el jefe del Ejecutivo israelí, que ha llegado hoy a Nueva York, ha dado las gracias al presidente estadounidense en persona y ha afirmado que su postura frente a las intenciones de la ANP le "honra". Obama se ha reunido con Abbas sobre la medianoche, hora española; un encuentro del que aún no ha trascendido ninguna información.

El líder de los palestinos llevará este viernes ante el Consejo de Seguridad de la ONU su demanda para el reconocimiento de Palestina en el organismo -en las fronteras de 1967: Gaza, Cisjordania y Jerusalén Este- como Estado miembro con plenos derechos, un estatus que, entre otras cosas, les permitiría denunciar ante la justicia internacional la ocupación de los territorios por parte de los israelíes.

Si la demanda de Abbas llega a enfrentarse al voto del Consejo de Seguridad, Washington, con derecho de veto, ya ha expresado su rechazo. Rusia y China optarían por el sí, mientras que Francia y Reino Unido se abstendrían. Precisamente, el presidente francés, Nicolás Sarkozy, ha expresado desde Nueva York su deseo de que Palestina obtenga, durante ese proceso, un "estatus intermedio" como "Estado observador", para llegar a una paz "definitiva" en un periodo de un año.

Sarkozy ha instado también a los israelíes a no permanecer "inmóviles" y a tomar nota del clamor de la primavera árabe, que ha gritado por la libertad y no en contra del Estado judío.