China mitiga la censura en la prensa tras las protestas

El responsable gubernamental de Cantón acuerda la dimisión del jefe de Propaganda provincial

Un manifestante clama por la libertad de prensa a las afueras del grupo dueño de Nanfang Zhoumo. / AFP

La dirección y la redacción del semanario cantonés Nanfang Zhoumo (Semanario del Sur) han pactado poner fin a la huelga iniciada hace dos días contra la censura en sus artículos, que concentró a cientos de manifestantes frente a la sede del periódico en Guangzhou (capital de la provincia de Guangdong) en defensa de la libertad de información. Según el acuerdo, logrado el martes por la noche, los redactores y editores implicados en la protesta no serán castigados y las autoridades de propaganda provinciales no interferirán en el futuro de forma directa en el contenido antes de su publicación, aunque continuarán en vigor otros controles existentes desde hace tiempo, informa Associated Press. A cambio, los periodistas regresan al trabajo y el semanario será publicado como es habitual los jueves.

La resolución del conflicto, que ha tenido gran repercusión en Internet y las redes sociales chinas, representa una pequeña victoria para los periodistas del Nanfang Zhoumo —una de las publicaciones más liberales y respetadas en China—, pero está muy lejos de suponer el fin de la censura y responder a las peticiones de democracia y más libertades que hicieron los manifestantes.

El enfrentamiento estalló a finales de la semana pasada cuando los reporteros acusaron a los censores de vetar un artículo que pedía un Gobierno constitucionalista y sustituirlo por otro de alabanza a los logros del Partido Comunista Chino (PCCh). Culparon del cambio al jefe de Propaganda provincial, Tuo Zhen, y exigieron su dimisión.

En las negociaciones para poner fin al conflicto, participó directamente Hu Chunhua, recién nombrado secretario del PCCh en Guangdong y estrella ascendente en la política china. Fuentes sin identificar cercanas al semanario citadas por la agencia Reuters aseguran que Huang Can, jefe de redacción del Nanfang Zhoumo, será cesado. Otras afirman que durante las conversaciones, Hu sugirió que Tuo será también sustituido, pero que no podía hacerse de forma inmediata para no avergonzarle a él ni a su departamento. Los redactores acusan a Tuo de ejercer un estricto control sobre la publicación, conocida por su periodismo de investigación y en profundidad y su línea editorial liberal para lo que es habitual en China.

Además de volver a poner el periódico en marcha, el acuerdo apaga la llama de peticiones de mayores libertades que habían comenzado a extenderse también por Internet y desactiva un potencial desafío para Xi Jinping, que ascendió a la secretaría general del partido hace dos meses y en marzo próximo será nombrado presidente del país.

Y ADEMÁS...

Para poder comentar debes estar registrado en Eskup y haber iniciado sesión

Darse de alta ¿Por qué darse de alta?

Otras noticias

Avatar
Corresponsal de EL PAÍS en China

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana