Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Henrique Capriles llama a la “unidad de la familia venezolana”

El líder de la oposición expresa su solidaridad a la familia y a los seguidores de Chávez

Duelo en las calles de Caracas tras conocerse la noticia.
Duelo en las calles de Caracas tras conocerse la noticia. AFP

La oposición venezolana ha guardado cautela ante la muerte del presidente Hugo Chávez, anunciada por el vicepresidente Nicolás Maduro la tarde de este martes. La Mesa de la Unidad Democrática —la alianza que reúne a una veintena de partidos de oposición— todavía no ha emitido un pronunciamiento oficial al respecto. Solo el gobernador Henrique Capriles, candidato unitario de la MUD en las presidenciales de octubre pasado, ha enviado un mensaje de solidaridad al pueblo chavista ante el fallecimiento de su líder. En las calles de Caracas, los venezolanos que se identifican con la oposición han dicho que la noticia no los ha tomado por sorpresa.

“Mi solidaridad a toda la familia y seguidores del presidente Hugo Chávez, abogamos por la unidad de los venezolanos en este momento”, ha escrito el líder opositor Henrique Capriles a través de su cuenta de la red social Twitter, dos horas después de conocerse la noticia. “En momentos difíciles debemos demostrar nuestro profundo amor y respeto a nuestra Venezuela. Unidad de la familia venezolana”, agregó el excandidato unitario, quien se encontraba de viaje en Estados Unidos pero ha regresado ya a Caracas.

Henrique Capriles llama a la “unidad de la familia venezolana”

Horas después, la coalición opositora ha instado al Gobierno y a las Fuerzas Armadas a cumplir la Constitución y ha llamado a un "diálogo nacional" para "garantizar entre todos la paz". En una comparecencia pública, Capriles ha leído un comunicado para fijar su posición. "Es un mensaje desde el respeto a todos los venezolanos, sin excepciones, sin divisiones, sin discriminaciones. A civiles y militares, de todas las clases sociales, de todos los rincones de nuestra geografía, de todas las edades y de todos las creencias", ha subrayado.

La alianza opositora aún no ha definido quién será el candidato competirá en las elecciones presidenciales que deberán convocarse, de acuerdo a lo que indica la Constitución venezolana, en un lapso no mayor de 90 días. Sin embargo, todas las opiniones apuntan a que será nuevamente Henrique Capriles quien, por una decisión consensuada, enfrentará en elecciones en nombre de la MUD al vicepresidente Nicolás Maduro, abanderado del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) designado por el propio presidente Chávez en una de sus últimas alocuciones públicas, antes de viajar a La Habana en diciembre pasado para operarse por cuarta vez del cáncer que le fue diagnosticado en junio de 2011.

Las calles de Caracas pronto colapsaron, las sirenas de los coches no paraban de sonar. Los supermercados se abarrotaron de gente que hacía compras nerviosas de última hora, en medio de la ola de desabastecimiento que en las últimas semanas se ha agudizado en Venezuela. Otros comercios cerraron sus puertas en previsión de alteraciones del orden público.

“Ya era hora de que se quitaran la máscara y nos hablaran con la verdad. La noticia no me agarró por sorpresa”, ha dicho a El País Ana López: maestra, de 35 años, quien se enteró del anuncio mientras esperaba el autobús para volver a casa.

“Yo me enteré por Twitter, estoy en shock, todavía no lo he asimilado. No estoy contenta, tampoco deprimida, es un ser humano y nadie debe alegrarse por su muerte”, ha sido la reacción de Yoselin Carmona, estudiante universitaria, de 28 años.

En las urbanizaciones del Este de Caracas, donde se concentra la mayor parte del electorado opositor, comenzaron a escucharse los himnos de campaña utilizados en octubre por el comando de Henrique Capriles. José García, profesor universitario y férreo opositor al gobierno que lideró Hugo Chávez, sacó los parlantes de su estéreo a la ventana al minuto siguiente de la alocución, para celebrar con música la noticia, retando al duelo de tres días decretado por el Gobierno venezolano. “El pueblo ya está cansado de tanto seguir callado /con tantas falsas promesas, de tanta inseguridad, tanto rencor y violencia”, decían algunos de los versos del joropo —música tradicional venezolano— que García puso a sonar a todo volumen, y al que sus vecinos chavistas respondían con insultos.

La reacción de la comunidad venezolana radicada en Miami, y que se identifica mayoritariamente con la oposición, fue inmediata. “Queremos ahorrar traumas y desórdenes en el país, y por eso nuestra reacción es de prudencia, pero vamos a exigir que se cumpla la Constitución y trataremos de contribuir al entendimiento nacional”, ha dicho Alexis Ortiz, exiliado venezolano y miembro de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) en el sur de Florida, al ser consultado por la agencia Efe.

Más información