Denuncian un ataque a ‘la Bestia’ con decenas de migrantes heridos

El Gobierno de Veracruz rebaja la cifra de afectados y lo achaca “una riña” entre los pasajeros

Uno de los migrantes que ha perdido un pie en el ataque. / Felix Marquez (AP)

La capilla de Nuestra Señora del Carmen, en la comunidad de Barranca, en Cosoleacaque, Estado de Veracruz, se ha convertido a la vez en un improvisado albergue, comedor y hospital. Hasta allí han llegado parte de los cerca de 200 migrantes que ayer fueron expulsados o saltaron de La Bestia, el tren que permite atravesar México hasta la frontera con Estados Unidos. "El miércoles sobre las 6 de la tarde recibí una llamada de uno de mis colaboradores que me dijo que cerca de 50 personas habían sido arrojadas en marcha del ferrocarril, entre ellas mujeres y niños”, cuenta el Padre David por teléfono desde el lugar. 

El sacerdote sabe que aquí la vida de los migrantes no vale mucho. Apenas los 100 dólares por estación que el crimen organizado exige a aquellos que atraviesan México para cruzar a Estados Unidos de manera ilegal. El monto total que pagar algunos para llegar hasta la frontera puede ser de hasta 5.000 dólares. Todo depende de la suerte que tengan y de cuántos quieran extorsionarlos durante el viaje. Ayer quisieron hacerlo. “Los compañeros con los que he hablado cuentan que el tren aflojó la velocidad y subieron entre 15 y 20 delincuentes con machetes. A todo aquel que no pudiera pagar lo tiraban en marcha”. 

Los testigos a los que han atendido cuentan que aquellos que no pagaron no solo fueron expulsados del tren sino que también fueron atacados. “Había armas de fuego. Fue un ataque fuerte y por eso muchos decidieron bajarse también”, cuenta el Padre David, acostumbrado a dar apoyo a los migrantes que pasan por Coatzacoalcos, quien calcula que en La Bestia viajaban al menos 400 migrantes. 

Los heridos más graves fueron trasladados a dos hospitales de la zona y no se ha podido confirmar si hubo víctimas mortales. Los que permanecen en la capilla de Nuestra Señora del Carmen están “magullados, doloridos y apalizados”. El religioso cuenta que uno de los más afectados ha perdido la mano de un machetazo y que, aunque ahora están más tranquilos, cuando los encontraron estaban aterrados y nerviosos.

El relato no coincide con el de las autoridades veracruzanas, que informan de que se trató de una “riña” entre migrantes hondureños “que también viajaban a bordo, les quisieron cobrar una cuota, lo que generó la pelea”. Su comunicado habla de diez heridos. Fray Tomás González, conocido fraile defensor de los derechos de los migrantes, niega esa posibilidad. “Es un ataque del crimen organizado, lo de la riña es una mentira”, asegura el religioso. 

Muchas organizaciones no gubernamentales han denunciado en otras ocasiones que en el tren que muchos ven como su transporte a una vida mejor se producen robos, ataques, violaciones y secuestros. “El Gobierno de Veracruz no quiere escucharlo. Siempre se ha encargado de desmentir todas las versiones, como cuando Solalinde denunció un secuestro masivo de migrantes”, explica Fray Tomás. 

El Padre David ha vivido esta situación muchas veces. Denuncia que tristemente los ataques son más habituales que lo que aparecen en los medios de comunicación. “A ellos no les importan las personas, solo el dinero”.

Y ADEMÁS...

Para poder comentar debes estar registrado en Eskup y haber iniciado sesión

Darse de alta ¿Por qué darse de alta?

Otras noticias

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana