Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Parlamento griego retira la inmunidad a seis diputados de Aurora Dorada

Los parlamentarios deben responder ante la justicia por asociación criminal o delitos pendientes

La cúpula del partido fue detenida a fines de septiembre tras el asesinato de un rapero

Ilias Kasidiaris interviene durante el debate en el Parlamento. AFP

Tras la ofensiva policial y judicial en la que a finales de septiembre fue detenida la cúpula del mismo, el Parlamento griego ha retirado este miércoles la inmunidad a seis diputados del partido neonazi Aurora Dorada para que puedan ser juzgados por integrar presuntamente una organización criminal o por delitos pendientes. La medida no atañe a los dos máximos dirigentes de la formación, Nikos Mijaloliakos –denominado el Führer en el sumario judicial- y su lugarteniente, Jristos Papás, que se encuentran en prisión preventiva a la espera de juicio por organización criminal, pero sí a dos de los miembros más visibles de AD: Ilias Panayiótaros y el portavoz, Ilias Kasidiaris, famoso por agredir en un debate televisivo a dos diputadas de izquierda. Ambos deberán responder ante la justicia de delitos antiguos.

El propio Kasidiaris intervino en el debate parlamentario de hoy, acusando al Gobierno que preside el conservador Andonis Samarás de actuar contra AD a las órdenes de la Unión Europea y de Estados Unidos, país que visitaba oficialmente el jefe del Ejecutivo cuando se produjo la operación policial contra AD, y donde importantes organizaciones judías le reclamaron medidas estrictas contra los desmanes de Aurora Dorada.

Los dos máximos líderes del partido están en prisión preventiva a la espera de juicio

Además de una bajada en intención de voto —los dos últimos sondeos, de esta semana, le dan 8,2% y 8,5% de apoyos, frente al 10% que lograba antes de la ofensiva policial—, la retirada de la inmunidad parlamentaria es parte del precio político que la organización ultraderechista –que rechaza la denominación neonazi y prefiere la de “nacionalistas griegos”- deberá pagar por el asesinato, a mediados de septiembre, de Pavlos Fissas, conocido rapero y militante antifascista. El autor confeso del crimen está vinculado a AD, y en el sumario contra la organización constan las llamadas que tras el asesinato intercambió con algunos diputados del grupo. El propio Mijaloliakos estuvo al corriente de esas comunicaciones.

De los 18 escaños que AD obtuvo en las elecciones de 2012, el grupo conserva 12 aforados. En la votación de hoy el grupo neonazi se abstuvo, mientras el resto de los diputados presentes (246) votó a favor de la medida. Cerrado este capítulo, el Parlamento tiene pendiente gestionar la suspensión de fondos públicos a partidos vinculados a actividades criminales, como AD, que este año debería recibir 1,5 millones de euros del Estado. En los últimos días el Gobierno y Syriza, principal partido de oposición (71 diputados), han acercado posturas al respecto.