Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Kerry avisa a Moscú de que “el tiempo para cambiar de rumbo se acaba”

El secretario de Estado norteamericano anuncia que Washington tiene preparadas nuevas sanciones contra Rusia

John Kerry comparece ante la prensa para hablar de Ucrania.
John Kerry comparece ante la prensa para hablar de Ucrania. AFP

El secretario de Estado de Estados Unidos, John Kerry, acusó este jueves a Rusia de intentar desestabilizar el proceso electoral que se celebrará en Ucrania el próximo mes de mayo. Kerry anunció además que Washington tiene preparadas nuevas sanciones a Moscú y que se está agotando el tiempo para rebajar las tensiones entre ambos países.

"La ventana para el cambio se está cerrando. Si Rusia elige el camino de rebajar las tensiones, todos lo celebraremos”, advirtió Kerry. “Si no lo hace, el mundo se asegurará de que los costes para Rusia solo aumenten”. El secretario de Estado, inmerso en los últimos meses en intensas conversaciones con su homólogo ruso, empleó duras palabras para recalcar que Moscú puede pagar su error “muy caro”.

El presidente estadounidense, Barack Obama, de gira esta semana en Asia, se unió al tono de Kerry afirmando que EE UU “está listo para actuar”. El Pentágono ha intensificado también la presión y ha manifestado su rechazo a los ejercicios anunciados por Moscú en la frontera con Ucrania.

“La realidad es que no se puede resolver una crisis cuando solo una de las partes está dispuesta a hacer lo necesario para evitar un enfrentamiento”, aseguró Kerry. El secretario de Estado afirmó que desde las conversaciones de Ginebra la semana pasada, “sólo un país está cumpliendo su palabra”. “Hablemos claro, aquel acuerdo no es vago, ni subjetivo ni optativo. Es tan simple como específico”.

EE UU ha criticado a través del líder de su diplomacia la iniciativa rusa de continuar apostando efectivos militares en la frontera con Ucrania -unos 40.000, según estimaciones de la OTAN- y de intentar justificar sus acciones para repetir el proceso que le llevó a la anexión de la península de Crimea.

“El mundo ha reconocido correctamente al presidente ucranio que está actuando de buena fe”, afirmó Kerry en referencia a la tregua de la operación ‘antiterrorista’ durante la Pascua. “Y el mundo, lamentablemente, también ha juzgado correctamente a Rusia cuando ésta ha depositado toda su fe en la distracción, la mentira y la desestabilización”.

El secretario de Estado recriminó a Moscú que ninguno de los miembros del gobierno se hayan pronunciado en la televisión Ucrania en contra de los separatistas ni haya pedido a éstos que respalden el acuerdo de Ginebra, entreguen las armas y abandonen los edificios gubernamentales ucranios.

En respuesta, Rusia ha solicitado a EE UU que inste a Ucrania a congelar las operaciones militares en el este del país. En un comunicado, Lavrov justificó que la conversación telefónica que tenía previsto mantener este jueves con su homólogo estadounidense no se produjo por “motivos que dependen de Moscú”.

Durante este día, Ucrania denunció la muerte de hasta cinco separatistas prorrusos en Slaviansk, donde también habrían destruido tres puestos de control ilegales. La ofensiva supone un avance hacia el enfrentamiento en la región de Donetsk, dentro del territorio ucranio.

Más información