Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

El Parlamento británico aprueba pedir al Gobierno que reconozca a Palestina

La resolución, apoyada por 274 diputados frente a 12 votos en contra, es sólo simbólica

Debate y votación en la Cámara de los comunes para pedir el reconocimiento del Estado Palestino. Reuters-Live

El Parlamento británico aprobó esta noche una resolución no vinculante e histórica que pedía por primera vez al Gobierno que reconozca el Estado palestino. La resolución, apoyada por 274 diputados frente a 12 votos en contra, es sólo simbólica , ya que no obliga al Ejecutivo de David Cameron, cuya postura oficial es la de apoyar las negociaciones para una solución de dos Estados. Pero tendrá seguramente importantes efectos en la escena internacional, por el peso estratégico de Reino Unido y su puesto permanente en el Consejo de Seguridad de la ONU, y después de que a principios de este mes Suecia anunciara que será el primer miembro de la UE en reconocer Palestina como Estado. Eslovaquia, Hungría y Polonia ya lo habían hecho, pero antes de entrar en el club europeo. Más de 130 países han reconocido ya el Estado palestino.

El debate se produjo a iniciativa de un grupo de diputados encabezado por el laborista Grahame M. Morris. La resolución a votar leía así: “Esta Cámara cree que el Gobierno debe reconocer el Estado de Palestina junto con el Estado de Israel”. La Cámara de los Comunes tiene 650 escaños, de los que 257 corresponden a los laboristas.

El líder del Partido Laborista, Ed Miliband, dio a sus diputados instrucciones para que votaran a favor. Pero en los últimos días el dirigente se ha enfrentado a una pequeña revuelta, dentro de sus filas, de partidarios de que el reconocimiento se produzca solo en el contexto de un acuerdo de paz amplio para la región.

Los diputados conservadores y liberal-demócratas tuvieron libertad de voto, y se esperaba que algunos de los primeros y la mayoría de los segundos votaran a favor. Los miembros del Gobierno anunciaron su intención de abstenerse, igual que el primer ministro, David Cameron, que advirtió de que un reconocimiento de Palestina como Estado en la Cámara de los Comunes no le hará cambiar la política sobre el conflicto palestino-israelí. “He sido muy claro sobre la postura del Gobierno y no va a cambiar”, afirmó un portavoz antes del inicio de la sesión.

El resultado del debate será interpretado por las autoridades palestinas e israelíes como un indicador del estado de opinión en Europa respecto a las reivindicaciones de los palestinos. Estos han lamentado históricamente el papel de Reino Unido en el conflicto, criticando que su dominio de tres décadas sobre el territorio y su posterior retirada en 1948 permitieron la creación del Estado de Israel.

El apoyo del Partido Laborista a la moción preocupa a Israel, que teme que un futuro gobierno de ese signo siga el camino de Suecia. Londres se abstuvo en la votación de 2012 en la que la Asamblea General de Naciones Unidas admitió a Palestina como “Estado observador” por abrumadora mayoría, reconociendo así implícitamente la soberanía de los palestinos sobre el territorio ocupado por Israel desde 1967.