Selecciona Edición
Iniciar sesión

París se blinda ante la marcha contra la yihad y la cumbre antiterrorista

Francia anuncia "medidas excepcionales" por la afluencia masiva en repulsa por las acciones

Hollande se reúne con los líderes europeos para abordar la lucha contra los yihadistas

Fotograma del vídeo difundido por Al Qaeda con nuevas amenazas a Francia.

El ministro del Interior francés, Bernard Cazeneuve, ha anunciado que el Gobierno tiene previstas medidas "excepcionales de seguridad" en la manifestación que se desarrollará mañana a partir de las tres de la tarde en París. La marcha estará encabezada por el presidente François Hollande y contará con la presencia de varios líderes europeos, como el británico David Cameron, la alemana Angela Merkel y el primer ministro israelí Benjamin Netanyahu. El presidente español, Mariano Rajoy, también ha anunciado su asistencia.

El Gobierno movilizará a más de 2.000 policías y 1.350 militares para proteger el desarrollo de la manifestación contra el terrorismo yihadista, después del atentado del miércoles contra la revista satírica Charlie Hebdo, el asesinato de una policía al día siguiente y la muerte de cuatro rehenes en una tienda judía de la capital este viernes. Unas 700.000 personas han salido este sábado a la calle en decenas de ciudades de todo el país. El ultraderechista Frente Nacional de Marine Le Pen ha pedido a sus partidarios que no acudan a la protesta.

París acogerá también este domingo desde las once de la mañana la cumbre antiterrorista a la que el presidente Hollande ha convocado a los líderes europeos para abordar las medidas antiterroristas tras la matanza del miércoles y los atentados posteriores.

Mientras Francia sigue conmocionada por estos hechos, un responsable de Al Qaeda en la Península Arábiga (AQPA) ha lanzado amenazas de más acciones terroristas a través de un vídeo publicado en Internet. "No estarán seguros mientras sigan combatiendo a Alá, a su mensaje y a sus fieles", ha amenazado Harith al Nadhari, uno de los líderes de AQPA. Los terroristas responsables del ataque confesaron pertenecer a Al Qaeda antes de ser abatidos.

París ha decidido mantener el país en máximo nivel de alerta terrorista. El ministro del Interior ha reconocido tras la celebración del gabinete de crisis en el Elíseo que los franceses están "dado el contexto" expuestos "a riesgos". Por tanto ha explicado que ese nivel de vigilancia estará vigente en las próximas semanas en todo el país.

Otro miembro de AQPA ha reivindicado, en declaraciones a la agencia de noticias estadounidense AP, la autoría del atentado contra el Charlie Hebdo, explicando que fue "una revancha por el honor" del profeta Mahoma. Además, ha indicado que AQPA eligió Francia "por su evidente papel en la guerra contra el islam y las naciones oprimidas", advirtiendo de que "proteger a los blasfemos tendrá un alto precio y un duro castigo".

Por su parte, el grupo islamista palestino Hamás ha condenado este sábado el atentado que sufrió la revista Charlie Hebdo, según informa la agencia AFP. En el comunicado, Hamás ha insistido en que "las diferencias de opinión no pueden justificar los asesinatos". La organización ha aprovechado el comunicado para condenar los "intentos desesperados de Netanyahu" por hacer una conexión entre "nuestro movimiento y la resistencia de nuestra gente" con el terrorismo global. Sin embargo, Hamás no menciona ni condena en su mensaje el ataque al supermercado judío, donde cuatro rehenes murieron, además del atacante. 

El atentado contra el Charlie Hebdo tuvo lugar el miércoles por la mañana cuando los hermanos Chérif y Said Kouachi irrumpieron en la redacción disparando contra todas las personas que encontraron a su paso, dejando 12 muertos y 11 heridos.

Chérif Kouachi fue condenado en 2008 a tres años de cárcel por pertenecer a una célula de captación de yihadistas para Al Qaeda en Irak. Su hermano mayor, según aseguró este viernes la policía, recibió entrenamiento militar por parte de esa misma organización en Yemen.

La novia del terrorista, en búsqueda y captura

Hayat Boumeddiene.

La policía francesa mantiene la búsqueda activa de Hayat Boumeddiene, de 26 años, supuesta pareja de Amedy Coulibaly, presunto secuestrador del supermercado judío en París que terminó ayer con cuatro rehenes y él mismo fallecidos. Las fuerzas de seguridad difundieron su imagen junto a la de Coulibaly y pidieron colaboración ciudadana para localizarla.

Coulibaly conoció a Boumeddiene antes de una de sus entradas en la cárcel. A ella también se le vincula con la organización radical de Beghal, una asociación de delincuentes formados alrededor del movimiento radical que encabeza Djamel Beghal, condenado por terrorismo, y considerado una secta dentro de la comunidad salafista.

Más información