Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Nigeria libera a 293 mujeres y niñas secuestradas por Boko Haram

El Ejército confirma que entre las liberadas no se encuentra el grupo de menores capturadas hace un año

El Ejército de Nigeria ha anunciado el martes por la noche la liberación de 200 niñas y 93 mujeres que estaban retenidas por el grupo terrorista Boko Haram en el bosque de Sambisa. No se trata, según fuentes militares citadas por Reuters, de las jóvenes secuestradas en el instituto de Chibok hace más de un año, sino que proceden de las localidades de Madagali, Damboa y Gumsiri. Las Fuerzas Armadas anunciaron esta liberación en un comunicado en el que también afirman haber destruido tres campamentos de los insurgentes en el citado bosque, conocido refugio de los terroristas situado en el estado de Borno, en el que están llevando a cabo una operación militar. Según un reciente informe de Amnistía Internacional, Boko Haram ha secuestrado a unas 2.000 mujeres y niñas en los últimos 15 meses.

Esta liberación se produce en el contexto de una ambiciosa ofensiva lanzada contra el grupo terrorista más sanguinario de toda África, que está devolviendo la confianza, por primera vez en mucho tiempo, a los habitantes del norte de Nigeria. “Hemos pasado mucho miedo”, asegura Yussuf Abdu Saleh, vecino de Yola, la capital del estado de Adamawa, “¿cómo nos íbamos a sentir nosotros, simples civiles, si veíamos a los militares salir corriendo?”. Los miembros de Boko Haram llegaron a ocupar siete municipios de este estado, pero todos ellos han sido recuperados por el Ejército. Idéntico escenario se repite en Borno y Yobe.

Eso sí, el conflicto está lejos de haber terminado y Boko Haram sigue mostrando su capacidad de matar. La pasada semana fueron encontrados “cientos de cadáveres” en la ciudad de Damasak, según aseguró el gobierno del estado de Borno, después de que se produjera un ataque de este grupo terrorista. Los cuerpos fueron enterrados por los propios vecinos durante el fin de semana en una veintena de fosas comunes. Asimismo, en las localidades norteñas de Mafa y Marte, Boko Haram volvió a protagonizar sendos ataques. Sin embargo, la escaramuza más intensa se vivió el sábado en la isla de Karamga, situada en el Lago Chad, en la que los terroristas asesinaron a al menos medio centenar de soldados de Níger, país que participa junto a Chad, Camerún y la propia Nigeria en la ofensiva militar contra Boko Haram.

Desalojados de las ciudades que controlaban, los insurgentes se esconden ahora en zonas deshabitadas en los alrededores de las ciudades, en el citado bosque de Sambisa, en las proximidades del Lago Chad o en las montañas que separan a este país de Camerún. Por ello, el regreso de los habitantes de las localidades recuperadas de manos de Boko Haram, que ha comenzado de manera espontánea, entraña aún muchos peligros. La Agencia de Gestión de la Emergencia Nacional, que se encarga de la atención a 1,5 millones de desplazados internos, ha expresado su preocupación por “el descoordinado y espontáneo retorno a casa” de estas personas. “Ha habido casos de minas dejadas por los terroristas que han matado a varios de ellos”. Según esta agencia, “la vuelta a casa es aún prematura”.

Más información