Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

Estados Unidos investiga a Diosdado Cabello por narcotráfico

El presidente de la Asamblea Nacional de Venezuela es el principal objetivo de las investigaciones, según 'The Wall Street Journal'

El presidente de la Asamblea Nacional de Venezuela, Diosdado Cabello.

Estados Unidos está investigando a media docena de altos funcionarios de Venezuela, incluido el presidente de la Asamblea Nacional, Diosdado Cabello, por presunto narcotráfico y lavado de dinero, afirma el diario The Wall Street Journal. La investigación, en manos de fiscales federales de Nueva York y Miami y en la que participa una unidad de élite de la agencia antidrogas (DEA), llevaría más de dos años en marcha preparando los casos contra Cabello y otros altos dirigentes apoyada en declaraciones de extraficantes, militares desertores y antiguos informantes próximos a las autoridades venezolanas.

Además de Cabello, entre los nombres más destacados de la investigación están el del gobernador del Estado de Aragua y exministro del Interior, Tareck el Aissami, así como el exdirector de la inteligencia militar, Hugo Carvajal, quien desde 2008 está acusado por EE UU de participar en tareas de narcotráfico con la guerrilla colombiana de las FARC. También estarían bajo investigación estadounidense, según el Journal, que cita a fuentes próximas a la investigación, el jefe de la Guardia Nacional, Néstor Reverol; el ministro de Industria y hermano de Cabello, David Cabello, y el general de la Guardia Nacional Bolivariana Luis Motta Domínguez.

Pero Cabello, sin duda alguna, es el máximo objetivo de las investigaciones, sostiene el diario.

“Existen amplias pruebas para justificar que él es una de las cabezas, si no la cabeza, del cartel”, cita el WSJ a una fuente del Departamento de Justicia. “Ciertamente, él es uno de los principales objetivos”, agregó la fuente.

Las acusaciones contra Cabello y otros altos funcionarios del Gobierno de Nicolás Maduro no son nuevas. Ya el diario ABC de Madrid y El Nuevo Herald de Miami sostuvieron a finales de enero que Cabello había sido identificado como el jefe del Cartel de los Soles que presuntamente transporta droga con ayuda de mandos militares venezolanos. La principal fuente de las acusaciones era Leamsy Salazar, un militar que fue jefe de seguridad del fallecido presidente Hugo Chávez y que también fue escolta de Cabello. El militar desertó y llegó a Washington a comienzos de año y, de acuerdo con los reportes, declaró que Cabello supervisó cómo partía un gran cargamento de cocaína desde la península venezolana de Paraguaná.

Cabello ha negado fehacientemente estas acusaciones. La semana pasada, un tribunal venezolano prohibió la salida del país a 22 directivos y representantes de los diarios El Nacional y Tal Cual, así como del agregador de noticias La Patilla. La medida fue una respuesta a la demanda presentada a finales de abril por el presidente de la Asamblea Nacional acusando a estos medios de difamación agravada por haber reproducido las informaciones sobre su presunto nexo con el Cartel de los Soles.

En su artículo, el WSJ no menciona a este cartel, pero asegura que las autoridades estadounidenses consideran que varios de los funcionarios y militares venezolanos investigados son los “líderes de facto de organizaciones narcotraficantes que usan Venezuela como plataforma para enviar cocaína a EE UU y Europa”.

Aunque las investigaciones estarían ya muy avanzadas, las imputaciones podrían permanecer bajo secreto hasta que se produzcan arrestos, algo difícil a menos que los sospechosos viajen al extranjero, apunta el diario norteamericano.

Más información