Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

La tragedia del ABC cumple seis años

El incendio en el que murieron 49 niños suma otro aniversario sin culpables

Caso ABC
Memorial por los 49 niños muertos en la guardería.

La muerte de 49 niños en el incendio de la guardería ABC de Hermosillo (Sonora) cumple este viernes seis años. La tragedia que conmocionó a México suma otro aniversario sin que la Procuraduría General de la República (PGR, fiscalía) presente nuevos avances del caso. En esta ocasión la fecha coincide con las elecciones locales de Sonora, que votará este domingo nuevo gobernador, además de renovar el Congreso local y las 72 alcaldías del Estado.

Hace seis años el suceso fue un revulsivo que rompió ocho décadas de gobiernos del PRI. El mandato de Eduardo Bours fue castigado por la pobre gestión que tuvo de la crisis. La sociedad, liderada por los padres de las víctimas, votó por un cambio y consiguió el triunfo de Guillermo Padrés, del PAN, en el primer Gobierno de alternancia. 

El Movimiento por la Justicia 5 de junio ha perdido influencia política para estos comicios. Pero la voz de las familias afectadas ha tratado de abrirse paso entre el ruido de las campañas. “Esta elección es un botón demuestra de que la corrupción premia en México”, dice Julio César Márquez, que perdió en el incendio a Yeyé, el menor de sus tres hijos.

Un grupo de padres ha mostrado su “rabia y frustración” porque implicados indirectos en la tragedia aspiren a nuevos cargos en las elecciones locales. Claudia Pavlovich, la candidata del PRI a la gubernatura, entonces diputada local, escribió una carta de recomendación a Sandra Téllez Nieves, una de las socias de la guardería, pocas semanas después de la tragedia. El documento fue usado en los tribunales como parte de una estrategia legal para probar la solvencia moral de los dueños del ABC. “No pedía perdón en el proceso para los acusados”, matiza Luis Alberto Medina, un periodista local.

Otro de los candidatos polémicos es Abel Murrieta, exfiscal del Estado, que busca ser diputado federal. Los padres de los niños acusan a Murrieta de “minimizar y entorpecer” las investigaciones. Su carrera, estrechamente vinculada al exgobernador Bours, un acaudalado empresario, ha ido en ascenso desde la tragedia. Primero fue diputado local y ahora busca un escaño en la ciudad de México.

Es una forma refinada de la barbarie. Estás votando por personas que tienen responsabilidad directa o indirecta en la muerte de 49 niños

Daniel Gershenson, activista

“Es una forma refinada de la barbarie. Estás votando por personas que tienen responsabilidad directa o indirecta en la muerte de 49 niños. En otro país eso les hubiera representado, al menos la cárcel o su casa. La inhabilitación, por lo menos”, dice el activista Daniel Gershenson.

Hasta el momento, la tragedia del ABC es un monumento a la impunidad. A pesar de las 130.000 fojas del expediente y del paso de seis fiscales que se han deshecho en promesas ante las familias no hay una sola persona en prisión. “El caso sufre una especie de estancamiento judicial. Lo más nuevo es que se llamó a declarar a un secretario técnico del exgobernador Bours por el incendio en la bodega”, dice Medina.

La fiscalía, que ha estrenado nueva procuradora, ha anunciado una nueva investigación del caso. “Es difícil tragarse las nuevas promesas. Son un deja vu, una muletilla”, dice Julio César Márquez.
En Sonora el tema del ABC ha estado ausente en las campañas. “Simplemente, ha desaparecido a excepción del candidato del PRD, Carlos Navarro”, dice Medina.

“Me incomoda que el resto de candidatos no toquen el tema. Si se quedan callados se llama complicidad”, dice Márquez. Su familia ha sido marcada por la tragedia, al igual que las otras 48. Su esposa, Estela Báez, ha estado internada en hospitales psiquiátricos en cuatro ocasiones en estos seis años. 17 sesiones de electroshocks han borrado buena parte de los recuerdos de Yeye.
Esta tarde se llevará a cabo una vigilia en las ruinas de la estancia infantil. Desde allí comenzará una marcha de siete kilómetros hasta la plaza De Zubeldía, el lugar que fue epicentro del dolor y coraje de 48 familias.

Más información