Selecciona Edición
Iniciar sesión

La UE aprueba su primera misión militar contra las mafias de migrantes

Casi 10 países desplegarán buques, aviones y drones para identificar a los traficantes

La alta representante para la Política Exterior Europa, Federica Mogherini, conversa con otros dos ministros en Luxemburgo. AP

Cinco buques de guerra, dos submarinos, seis aviones y helicópteros, dos drones y alrededor de 1.000 militares europeos comenzarán a desplegarse en los próximos días en aguas internacionales cercanas a Libia. Se trata de la primera misión militar que la UE pone en marcha para tratar de desmantelar las mafias que trafican con migrantes. Los ministros aprobaron este lunes el proyecto, que contempla en última instancia destruir barcos antes de que zarpen y detener a los traficantes. De momento, los expertos europeos se limitarán a recoger información sensible porque aún no cuentan con una resolución de Naciones Unidas que les permita entrar en el territorio libio.

“Varios ministros están personalmente implicados en la negociación del Consejo de Seguridad. Espero que esos esfuerzos produzcan un resultado positivo”, confió la alta representante de la UE para la Política Exterior, Federica Mogherini, tras la aprobación de la misión. Pero el respaldo del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas se complica. Rusia, uno de sus miembros y, al igual que el resto, con derecho a veto, exige recabar la solicitud previa del esperado Gobierno de unidad libio. El enviado especial de Naciones Unidas para Libia, Bernardino León, lleva meses intentándolo, pero los dos bandos en litigio se resisten. Fuentes de la diplomacia europea admiten las dificultades, pero confían en contar con un Ejecutivo inclusivo pronto o, en todo caso, poder gestionar el aval a la operación en Libia con el Gobierno de Tobruk, reconocido internacionalmente.

Casi una decena de Estados europeos participarán en la operación libia. Entre ellos figuran España, que aportará un avión de patrulla, Reino Unido, Alemania e Italia, país que acogerá los cuarteles generales del proyecto y de donde proviene el comandante de la operación, Enrico Credendino. El coste inicial será de 11,82 millones de euros para los dos primeros meses. En principio, se mantendrá un año.

Los ministros han aprobado ya todas las fases y, si llega el mandato de la ONU, los militares estarían preparados para pasar de la recogida de información a la siguiente etapa —requisar barcos, primero en aguas internacionales y luego en zona territorial libia— en un mes. En una tercera fase, los soldados inutilizarían los barcos de los traficantes, el gran objetivo del plan. Eso requeriría algún tipo de presencia en tierra libia.

Aunque el objetivo de la UE es neutralizar las mafias que transportan a inmigrantes desde las costas libias hasta las del Mediterráneo europeo, la misión tendrá un componente de salvamento. Los activos militares desplegados identificarán barcazas con destino a Italia o Malta y en muchos casos tendrán que asistir a los migrantes que se encuentren. Los militares contactarán con Frontex, que también tiene barcos en la zona para labores de vigilancia —y en su caso de rescate—, para coordinar el salvamento, explica un alto cargo del mando militar comunitario.

Militares libios retienen a un grupo de inmigrantes que trataban de cruzar a Europa, el 17 de mayo. / EFE

Más información