Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Confusión con el número de víctimas españolas en los atentados de París

Alberto Pardo se encuentra en Estrasburgo

Jorge Alonso de Celada se encontró con la policía en su hotel

Familiares de una víctima se abrazan en busca de consuelo.

Dos de los españoles dados por muertos por las autoridades francesas, están vivos. Alberto Pardo Touceda, de 34 años, se encontraba, en realidad, en Estrasburgo y fue él mismo quien se puso en contacto con el consulado español en París. Touceda, residente en Francia, dijo que le robaron el documento de identidad hace tres años en Burdeos y que, quizás, alguien entre los fallecidos había utilizado su DNI. Jorge Alonso de Celada (1956), el segundo español que Francia dio por muerto, se encontró con la policía en su hotel cuando regresó de dar un paseo por París, informa Miguel González.

Las autoridades francesas llegaron a comunicar por escrito al consulado español en París la muerte de Pardo Touceda y De Celada por la mañana. Pero a primera hora de la tarde, familiares de Jorge Alonso de Celada informaron a las autoridades españolas de que habían recibido un mensaje suyo comunicándoles que se encontraba bien.

“Confirmo solo un fallecimiento”, aseguró finalmente Mariano Rajoy, refiriéndose a Juan Alberto González Garrido, de 29 años que murió en el ataque a la sala Bataclan. Garrido y su mujer, Ángela Reina, ambos ingenieros, asistían al concierto de Eagles of Death Metal cuando se produjo el atentado. Se habían casado este verano y llevaban dos años vivendo en París.

El presidente del Gobierno explicó desde Turquía, donde participa en la cumbre del G20, que son las autoridades francesas las que les están dando los datos sobre la identificación de cadáveres. “Pido que nos entiendan, que todos seamos prudentes, que no se trata de ser el más rápido en dar noticias. No me refiero a ustedes, sino también a mí mismo”, dijo Rajoy a los periodistas. El sábado, el presidente había afirmado que no le constaban fallecidos españoles, solo “un herido leve”. Pero, posteriormente, el ministro de Exteriores, José Manuel García-Margallo, matizó que ese compatriota no había sido localizado. Mientras, la Secretaría de Estado mexicana también informaba de la muerte de Michelli Gil Jáimez, de 27 años, en el ataque al restaurante parisino La Belle Equipe. Nacida en Veracruz, Gil Jáimez tenía doble nacionalidad hispanomexicana.

Cuerpos destrozados

La tarea de identificación de las víctimas de los atentados del pasado viernes en París está siendo muy laboriosa, según fuentes oficiales. Algunos cuerpos de las víctimas del Bataclan quedaron totalmente destrozados después de que al menos dos atacantes se hicieran estallar con cinturones explosivos. Otras víctimas, así como numerosos heridos (alrededor de 350) fueron llevados a diez hospitales de París. 99 de los heridos están graves y algunos inconscientes desde el momento del atentado.

En muchos casos, además, los heridos no tienen en sus ropas documentación para ser identificados. Varios de ellos han acabado siendo localizados e identificados después de largos rastreos por hospitales a raíz de alertas lanzadas por familiares que no tienen noticias de alguien desde el pasado viernes por la noche. Por todo ello, hasta mediodía de ayer, solo habían sido identificadas 103 de las al menos 129 víctimas mortales, según precisó el primer ministro, Manuel Valls.

Más información