Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Iberoamérica pacta la movilidad regional de sus estudiantes

Colombia acoge la I Reunión de Cancilleres, cita previa a la XXV Cumbre Iberoamericana que se celebrará en Cartagena de Indias en 2016

Foto de familia de los asistentes a la reunión ministerial iberoamericana que se celebra en Cartagena de Indias, Colombia EFE

Por primera vez cancilleres y representantes de 22 países de Iberoamérica se han reunido para preparar los temas que sus mandatarios tratarán en la XXV Cumbre Iberoamericana que se celebrará en Cartagena de Indias en 2016. Esta nueva cita, también celebrada en la ciudad costeña de Colombia, ha ahondado en los retos que enfrenta la región, España, Portugal y Andorra sobre la juventud, el emprendimiento y la educación.

"Creemos que es un tema fundamental para profundizar en el desarrollo social y económico de nuestros países", ha declarado María Ángela Holguín, canciller colombiana. "Uno de cada cuatro ciudadanos en Iberoamérica se consideran jóvenes y el 24% de la pobreza se concentra en esta parte de la población". A estas preocupantes cifras se une la marcada brecha educativa, especialmente en formación secundaria: el rendimiento de los estudiantes latinoamericanos y el de los de los países de la OCDE es equiparable a más de dos años de escolarización, según los resultados de las pruebas PISA 2012.

La intención de la Secretaría General Iberoamericana (Segib) es atacar el problema desde la educación superior. "Dos tercios de los estudiantes de América Latina son los primeros de sus familias en ir a la universidad", ha explicado Rebeca Grynspan, máxima responsable de la institución. "Y nunca han salido de su país". Para tratar de mejorar la educación y paliar estas carencias se ha mejorado el programa de movilidad estudiantil con el compromiso de alcanzar 200.000 becas para el año 2020. Para conseguirlo, los países que conforman el espacio Iberoamericano tendrán que llevar a cabo alianzas público-privadas como la que ya se ha aprobado con el Banco Santander. La entidad española ha comprometido 200 millones de euros que se traducen en 20.000 ayudas hasta 2018. "Un 7,5% de los jóvenes de Asia estudian en otro país, en América Latina esa cifra es el -1%", ha apuntado Grynspan.

La capacidad de moverse de un país a otro no solo beneficiará a estudiantes universitarios, también a profesores, a alumnos de tercer grado (doctorados) y a licenciados que quieran realizar prácticas empresariales en fuera de su lugar de origen, sin restricciones respecto a las carreras.

"España y Portugal, que en un pasado tuvieron un enfoque prioritariamente de cooperación con la región, ahora nos ven como socios y han encontrado muchas oportunidades para sus empresas, en especial en época de crisis económica en Europa", señaló.

Grynspan, por su parte, dijo que "pocas ciudades representan tan bien como Cartagena de Indias lo que quiere decir Iberoamérica", porque "aquí se combinan las influencias de España y Portugal con los pueblos nativos".

El otro anuncio que se ha hecho en esta primera reunión de ministros de Exteriores es el lanzamiento de una televisión por satélite para toda la región cuya programación estará basada en temas educativos y culturales. El canal iberoamericano está diseñado para promover la coproducción audiovisual y fortalecer a las televisiones públicas. Cuenta con la participación de 20 países incluidos Estados Unidos y Canadá.

A la cita, además de Holguín y García-Margallo, asisten los cancilleres de Andorra, Gilberto Saboya Sunyé, y Argentina, Susana Malcorra, en su primer viaje oficial al extranjero tras asumir el cargo en el gabinete del presidente Mauricio Macri. También participan los cancilleres de Bolivia, David Choquehuanca; El Salvador, Hugo Martínez; Guatemala, Carlos Raúl Morales Moscoso; México, Claudia Ruiz Massieu; Panamá, Isabel de Saint Malo de Alvarado; Paraguay, Eladio Loizaga; Perú, Ana María Sánchez, y República Dominicana, Andrés Navarro García. El resto de países enviaron jefes de delegación.