Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

Bruce Beresford, el productor asesino del reality ‘Survivor’

El ejecutivo estadounidense es condenado a 12 años de cárcel en México por matar a su esposa durante unas vacaciones en Cancún

El cuerpo sin vida de su mujer estaba sumergido en una fosa séptica a 80 metros de una lujosa habitación con vistas al Caribe mexicano. Bruce Beresford, productor de uno de los reality show estadounidenses más replicados en todo el mundo, Survivor (Supervivientes en España), fue enseguida el primer sospechoso. Era abril de 2010 cuando se le acusó de asesinar a su esposa durante unas vacaciones en México. Después de una retahíla de juicos y apelaciones, esta semana una sentencia mexicana confirma la condena: 12 años de prisión para Beresford. Se ha salvado así de la pena máxima de 50 años, que pedía la Fiscalía, por falta de pruebas.

Mónica Burgos murió de un solo golpe en el cráneo, quedó inconsciente y se desangró. Según el informe forense, también tenía marcas en el cuello que podían evidenciar estrangulamiento. Su marido, con el que llevaba casada 11 años, se ha declarado inocente de ese crimen desde el primer momento. Estos fueron los hechos: Estaban de vacaciones con sus dos hijos pequeños en un lujoso resort en la zona hotelera de Cancún; los mismos empleados que encontraron el cadáver en la cisterna aseguraron haber oído una fuerte discusión entre ellos la noche anterior; el lugar donde se encontraba el cuerpo estaba cerca de la habitación que compartían; ella tenía rastros de violencia; él, arañazos en el cuello. Todo apuntaba a Beresford. Pero un perito no encontró suficientes evidencias, por ello su pena se ha reducido una cuarta parte.

Beresford fue retenido en el consulado estadounidense en México en abril. Su pasaporte también. Pero en mayo de ese año apareció en su domicilio de Los Ángeles. Justificó su salida del país argumentando que no había denuncia formal en su contra y que debía regresar a su trabajo y encargarse de sus hijos. El 6 de noviembre de 2010 fue detenido en su residencia al oeste de Los Ángeles y, después de un largo proceso legal, fue extraditado a México en 2012 y enviado a Cancún.

En prisión, acusado de haber matado a su esposa, el productor tuvo una idea: filmar su día a día en la cárcel mexicana y crear un nuevo reality con él como protagonista

En prisión, acusado de haber matado a su esposa, el productor tuvo una idea: filmar su día a día en la cárcel mexicana y crear un nuevo reality con él como protagonista para, según contaba, denunciar los abusos y las condiciones en las que viven los internos del Centro de Reinserción Social (Cereso) de Cancún. Lo llamó Diarios de prisión y fue emitido por la cadena CBS. El caso dio un vuelco. Su familia creó una página web para pedir su libertad

En febrero del 2013, un perito presentó un informe en el que documentaba presuntas irregularidades en el proceso judicial contra Bresford Redman, en el que se destacaba la inexistencia de las supuestas pruebas periciales en las que la Procuraduría General de Justicia basaba sus acusaciones contra el estadounidense. Entonces comenzó toda la batalla legal que llevó a participar hasta un tercer perito. Todo apuntaba a Beresford de nuevo, pero no había evidencias.

Algunos medios locales especularon con que se habían destruido evidencias físicas. Otros relacionaron este caso con el de una turista británica de 77 años, que desapareció también del hotel Moon Palace y fue hallada muerta días más tarde en una zona de manglares. 

La Justicia mexicana pone fin con esta sentencia al sonado caso de Beresford. Todo apuntaba a él pero no lo suficiente como para aplicarle la pena máxima. Permanecerá en la prisión mexicana ocho años más.