Selecciona Edición
Iniciar sesión

EE UU recomienda a las embarazadas que no vayan a los Juegos de Brasil

El CDC emite sus recomendaciones de viaje a los Juegos Olímpicos ante la expansión del virus del Zika

El Centro de Control de Enfermedades (CDC) de Estados Unidos ha emitido una serie de recomendaciones para las personas que estén considerando viajar a Brasil para participar en los Juegos Olímpicos. El consejo principal es el mismo que hace para todas las regiones afectadas por el virus del Zika: que si se trata de una mujer embarazada, mejor cambie de planes.

“Debido al brote del virus del Zika, el CDC recomienda que las embarazadas consideren no viajar a los Juegos”, señala el CDC en sus recomendaciones tanto para los Juegos de Río de Janeiro en agosto como para los Paralímpicos un mes más tarde en la misma ciudad.

Para aquellas mujeres embarazadas que no puedan cambiar el viaje, el CDC les insta a que “consulten antes a su médico” y que sigan “estrictamente” las instrucciones para evitar todo lo posible la picadura de mosquitos, la principal vía de transmisión del virus asociado a casos de microcefalia y del síndrome Guillain-Barré.

En vista del número creciente de casos de contagio del virus del Zika por transmisión sexual, el CDC insiste también en su recomendación de que los hombres que viajen a zonas donde hay brotes de Zika —como la sede de los Juegos— usen preservativo o se abstengan de mantener relaciones sexuales si su compañera está embarazada.

Las recomendaciones del CDC se conocen en el mismo día en que Argentina reportó el primer caso de transmisión por vía sexual del virus del Zika. La afectada es una mujer de la provincia de Córdoba cuya pareja se había contagiado en Colombia y que al regresar la infectó al mantener relaciones sexuales con ella.

Esta misma semana, el CDC dijo que estaba investigando 14 nuevos casos de posible transmisión sexual del virus del Zika. Según especificó este viernes, de ellos, dos casos han sido ya confirmados y otros cuatro se consideran “probables”. Dos casos más han sido descartados y el resto, otros seis, siguen “bajo investigación”.

Además, el CDC informó de nueve mujeres embarazadas residentes en Estados Unidos que contrajeron el virus del Zika durante diferentes momentos de su embarazo al viajar a regiones afectadas.

Seis de las mujeres experimentaron síntomas del virus durante el primer trimestre del embarazo. Dos de ellas sufrieron abortos espontáneos —aunque el CDC subrayó que no se ha podido establecer un vínculo directo entre el zika y la pérdida del feto— y otras dos decidieron interrumpir su embarazo. Otra mujer dio a luz un bebé con microcefalia, mientras que la sexta infectada continúa su embarazo. De las dos mujeres que se contagiaron durante el segundo trimestre de embarazo, una dio a luz un bebé “aparentemente sano” y la otra también continúa la gestación. La mujer que se infectó en el tercer trimestre de embarazo tuvo un bebé sano. Aunque las sospechas son cada vez mayores, todavía no se ha establecido un vínculo claro entre el virus del Zika y la microcefalia. Entre las dudas está si se debe solo al zika o si influyen otros factores en esta malformación y si influye o no, como parece, el grado de gestación de la mujer en el momento en que se infecta con el virus.