Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

Turquía condena a cuatro años de cárcel a los traficantes del niño Aylan

El presidente del Consejo Europeo, el polaco Donald Tusk, está de visita oficial en Estambul

Un policía paramilitar sotiene del cuerpo sin vida de Aylan. AP

Un tribunal de Turquía ha sentenciado este viernes a cuatro años y dos meses de prisión a los traficantes de migrantes Muwafaka Alabash y Asem Alfrhad, ambos de origen sirio, por la muerte en el mar Egeo del niño Aylan Kurdi, de tres años, el pasado septiembre, según informa la prensa local. La imagen de Aylan —que pereció ahogado junto a su madre y su hermano cuando intentaban alcanzar la isla griega de Kos— tendido boca abajo en la orilla de una playa turca, dio la vuelta al mundo y se ha convertido ya en símbolo de la peor crisis de refugiados en Europa desde la II Guerra Mundial.

La pena que este tribunal —establecido en la ciudad costera de Bodrum (suroeste de Turquía) el pasado 11 de febrero— ha impuesto a Alabash y Alfrhad es, sin embargo, considerablemente menor a la que se enfrentaban pues la autoridad judicial pedía 35 años de cárcel, según la versión inglesa del diario turco Hurriyet, por provocar la muerte de otras cinco personas "por negligencia deliberada".

Esta sentencia llega el mismo día en que el presidente del Consejo Europeo, el polaco Donald Tusk, está de visita oficial en Estambul para reunirse con el presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, para tratar la crisis de los refugiados. El próximo lunes, los Veintiocho socios europeos celebraran una cumbre crucial en Bruselas con Turquía en la que se espera conseguir una colaboración más estrecha entre ambos bloques para atajar los flujos migratorios desde Oriente Próximo hacia el bloque comunitario en el que las mafias han encontrado un negocio para trasladar en barca hasta Grecia a los cientos de miles de civiles que huyen de la guerra, principalmente en Irak y Siria. Tan solo en enero de 2016, casi 69.000 personas han utilizado la ruta de Turquía a Grecia de manera "ilegal", según Frontex, la agencia comunitaria de protección de fronteras exteriores de la UE.

Este mismo jueves y tras una reunión en Atenas con el primer ministro heleno, Alexis Tsipras, Tusk alertó a los inmigrantes económicos de que "era en vano" hacer todo el trayecto desde Siria hasta Grecia a través de Turquía y el mar Egeo. "No vengáis a Europa", insistió.

Más información