Selecciona Edición
Iniciar sesión

Grecia creará 15 nuevos centros para acoger a los refugiados

El Gobierno quiere comenzar a desmantelar el campamento de Idomeni donde se hacinan 18.700 personas

Un niño en la frontera entre Grecia y Macedonia este viernes cerca de Idomeni. / Desesperación durante el reparto de comida en el campamento de Idomeni, en Grecia. S. M. (AFP) | ATLAS

El Gobierno griego ha comenzado con las primeras reubicaciones hacia nuevos centros de acogida de 16.000 refugiados de los más de 42.000 que están atrapados en su territorio por el cierre de la ruta balcánica, mientras el flujo de personas desde las costas turcas a las islas del Egeo no cesa.

Se van a habilitar 15 nuevos centros de acogida con el objetivo de aliviar la presión sobre el campamento fronterizo de Idomeni y el puerto ateniense de El Pireo, con capacidad para albergar a 16.000 personas. El Gobierno ha anunciado este viernes que a lo largo del día trasladará a más de un millar de las más de 3.000 personas que se hacinan en el puerto de El Pireo a otros centros ya habilitados.

La región del Ática —donde está Atenas— acogerá cuatro de estos centros de alojamiento temporal, mientras que los 11 restantes se construirán en Drama, Termópilas, Épiro, Tesalia y Litójoro. El ministro de Defensa, Dimitris Vitsas, ha asegurado hoy en una entrevista con la cadena privada Star que Grecia tiene en estos momentos 30.000 plazas de atención y ha aseverado que para el final de la semana que viene se incrementarán hasta las 50.000.

Grecia quiere además empezar el desalojo del campo de refugiados de Idomeni, en la frontera con la Antigua República Yugoslava de Macedonia, donde ya hay más de 18.700 personas. Las autoridades descartan el uso de la fuerza para este desalojo, por lo que tratarán de persuadirles con folletos en tres idiomas —inglés, pastún y árabe— en los que se les informa de que no pueden continuar su viaje debido al cierre de las fronteras.

"No se puede ir al país vecino. Las fronteras están cerradas. Por favor, colaboren con las autoridades oficiales griegas. Usted será llevado a las instalaciones de acogida, donde se le proporcionará alojamiento, alimentación y atención médica", se puede leer en el texto del folleto, según la prensa local.

El ministro de Protección Civil, Nikos Toskas, espera que la situación vuelva "a la normalidad" en una o dos semanas, según ha declarado a los medios locales, donde ha destacado, además, la acción de su Gobierno contra los traficantes y ha señalado que desde enero han sido detenidos 68 en Grecia.

En el campo fronterizo de Idomeni las condiciones higiénicas son una de las grandes preocupaciones de las ONG que operan allí, aunque también la falta de víveres por la gran cantidad de refugiados que llegan cada día. Aún así, según ha mostrado Médicos Sin Fronteras en Twitter, el mal tiempo que azotó los últimos días el campo, dejándolo totalmente embarrado, ha dado este viernes una tregua y el sol luce sobre los que acampan allí, la mayoría de manera precaria.

En el otro extremo de Grecia, en el puerto ateniense de El Pireo, según cifras oficiales, hay ya más de 3.500 migrantes instalados, aunque este número varía rápidamente conforme atracan los transbordadores desde las islas del Egeo y los refugiados son reubicados. Las autoridades aseguran que los planes de reubicación se topan con la resistencia de muchos migrantes y refugiados, que se niegan a moverse a campos del territorio griego que no sean Idomeni, pues confían en que la frontera vuelva a abrirse.

Ayer jueves, por la mañana, fueron transferidas desde El Pireo 700 personas hacia Tríkala, Lárisa y Ayios Andreas.

Por otro lado, en las islas griegas hay ya casi 8.300 migrantes y refugiados que esperan a ser trasladados al puerto de El Pireo y al de Kavala, en el norte del país, mientras que en las últimas 24 horas se registraron 830 llegadas a las costas griegas desde las de Turquía.

Ocho centros de acogida temporales empezaron a funcionar ayer en la región de Tesalia, en el centro de Grecia: cuatro complejos militares, dos hoteles alquilados y dos campamentos de vacaciones que pertenecen al Ministerio de Trabajo.

Más información