Selecciona Edición
Iniciar sesión

México defiende en la ONU el papel de la mujer en el logro de los objetivos de desarrollo

La responsable de Inmujeres señala que la igualdad de género en el país va más avanzado en el ámbito político que en el económico

Lorena Cruz, titular de Inmujeres en México.

La sede de las Naciones Unidas acoge durante los próximos diez días una sesión especial de la comisión sobre el estatuto de la mujer, centrada en el papel que puede desarrollar en el logro de los objetivos de desarrollo sostenible. Lorena Cruz, titular del instituto mexicano Inmujeres, defendió ante el foro la adopción de acciones que permitan lograr la igualdad y acabar la discriminación.

“Que la mujer sea dueña de su destino es fundamental para el potencial económico de cualquier países, desarrollado o en desarrollo”, indicó la funcionaria, que lleva tres años al frente del instituto mexicano de la mujer. “No se trata solo de lograr la igualdad en las leyes, sino también en la práctica”, reiteró, “a mayor número de mujeres y niñas empoderadas, más avanza el país”.

El quinto objetivo del plan de acción acordado en la pasada Asamblea General se centra en el logro de la igualdad de género. México defendió que la participación de la mujer se entienda como algo transversal, que puede aportar a la consecución del conjunto. “El plan nacional de desarrollo de México para 2013-2018 ya se construyó por primera vez con perspectiva de género”, comentó Cruz.

La igualdad de género no se logró aún en ningún país del mundo en términos generales. La responsable de Inmujeres señaló que es un proceso que va más avanzado en el ámbito político en México, pero que debe potenciarse aún más en el económico. “Es un reto”, admite, “de 100 mujeres en edad de trabajar solo 43 tiene una ocupación”. La brecha es mayor en los negocios, con solo un 20% de empresarias.

Lorena Cruz aprovechará la cita en Nueva York para presentar el programa “Mujeres Pyme”, una acción afirmativa diseñada para apoyar a las mujeres que quieran crear sus propias empresas gracias a la concesión de créditos preferenciales. “Este tipo de eventos nos ayuda a compartir prácticas pero también a aprender sobre las experiencias de otros países”, comentó la funcionaria.

El empoderamiento en el ámbito económico, como señalan desde la ONU, es un paso fundamental para romper el círculo de violencia que sufren las mujeres. Es una lacra de la que no se escapa México. Las estadísticas revelan que el 47% de las mujeres mayores de 15 años tuvieron alguna relación de pareja en la que sufrieron violencia. Es un fenómeno que se está visualizando en la sociedad actual.

Cruz reconoce que todas las cuestiones de género siguen afrontando un “problema cultural” que impide avanzar más rápido hacia la igualdad. “Es un tema que debe ser de interés también para los hombres”, repitió, “porque se trata de la otra mitad de la población”. También pidió que se deje de criminalizar a las mujeres en cuestiones como el aborto, aunque admite que crea fricción en instituciones.