Selecciona Edición
Iniciar sesión

El yihadista Abdeslam decide aceptar su extradición a Francia

El abogado del cerebro de los atentados de París remarca, en cambio, que su cliente no colaborará en la investigación por los ataques de Bruselas

Salah Abdeslam, atrás, el 14 de noviembre en una gasolinera francesa. Reuters

Salah Abdeslam, el único de los autores de la matanza de París que sigue vivo y cerebro logístico de los mismos, ha anunciado que ya no intentará evitar ser extraditado a Francia sino que quiere ser enviado a su país de origen cuando antes para dar explicaciones, según ha afirmado este jueves su abogado. De hecho, el terrorista detenido la semana pasada en Bruselas ha pedido su extradición al país galo "lo antes posible".

El letrado ha explicado que va a comunicar este deseo a la juez de instrucción para que "no se oponga" a la extradición de Abdeslam, al que la Policía gala sitúa en París la noche de los atentados y le acusa de participar en los ataques. Según trascendió más tarde, Abdeslam —que fue detenido el pasado viernes en el barrio de Molenbeek, en Bruselas, en donde se cree que se ha refugiado durante cuatro meses desde los atentados— se iba a inmolar en la capital francesa pero se echó atrás en el último momento.

La investigación relaciona los atentados del 13-N con los perpetrados este martes en el aeropuerto de Bruselas y en una de las estaciones de metro de la ciudad, aunque no está claro si la detención de Abdeslam precipitó los últimos ataques.

Tanto el presidente francés, François Hollande, como su primer ministro, Manuel Valls, habían expresado en los últimos días su esperanza de que las autoridades judiciales belgas agilizaran la extradición del presunto terrorista. Bélgica, sin embargo, había avisado de que si el detenido se oponía a ser entregado a Francia, el proceso podría alargarse.

No colaborará en la investigación de los ataques de Bruselas

En declaraciones a la radio francesa Europe 1, el letrado de Abdeslam ha advertido, sin embargo, que su cliente "permanecerá callado" y no colaborará con las autoridades en la investigación del atentado del martes en Bruselas. Detenido el pasado viernes en el distrito bruselense de Molenbeek, Abdeslam se encuentra en la prisión de máxima seguridad de Brujas.

El presunto terrorista se recupera "poco a poco" de las heridas sufridas durante su detención, cuando recibió un tiro en la pierna, según informó su abogado. El letrado fue agredido el miércoles por la tarde por una persona que le reprochó defender al presunto terrorista.