Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

Ejército sirio gana terreno sobre la ciudadela de Palmira en su avance frente al ISIS

El gobernador de la provincia de Homs asegura que las tropas se encuentran a 500 metros del aeropuerto

La UNESCO celebra la "liberación" de la histórica ciudad de Palmira Soldados del Ejército sirio tras un combate en la ciudad de Palmira. EFE

El Ejército sirio recuperó este viernes el control de la antigua ciudadela de Palmira, que se eleva sobre un monte en las afueras de la localidad, en medio de avances frente al grupo terrorista Estado Islámico (ISIS, por sus siglas en inglés), que conquistó esta zona en mayo.

Así lo confirmó el responsable político Talal al Barazi, gobernador de la provincia central de Homs, donde se ubica Palmira.

Al Barazi destacó que los soldados también retomaron en la periferia el llamado monte de Syriatel, donde hay una torre de telecomunicaciones, y han progresado hasta situarse a solo 500 metros del aeropuerto de la población.

"Los enfrentamientos se han concentrado hoy en áreas de los alrededores, al norte, oeste y suroeste de Palmira. Estamos trabajando para destruir los artefactos explosivos que los terroristas del EI han colocado para impedir el paso del Ejército", explicó el gobernador.

No obstante, los soldados lograron entrar este jueves en el sur de Palmira, donde libraron combates contra sus enemigos, y durante la jornada de este viernes irrumpieron en el barrio de Al Mutaqaidín, en el noroeste, según el Observatorio Sirio de Derechos Humanos.

La ONG subrayó que las Fuerzas Armadas nacionales están respaldadas en esta ofensiva por asesores rusos y la Brigada de los Fatimíes, un grupo integrado por milicianos chííes procedentes de Afganistán y de otros Estados asiáticos.

Estos efectivos terrestres cuentan con la cobertura aérea de la aviación siria y de la rusa, que están bombardeando posiciones del ISIS en Palmira y sus cercanías.

El activista Abul Mayed al Tadmuri, de la Coordinadora de la Revolución en la Ciudad de Palmira, reveló por Internet que las autoridades sirias centran su estrategia en los bombardeos antes de acceder a la población.

Por su parte, el ISIS "se defiende con operaciones de precisión" en las que trata de infiltrarse en las filas del régimen para llevar a cabo atentados con explosivos, apuntó Al Tadmuri, desde fuera de Palmira, aunque tiene contacto con activistas de su organización que sí que están dentro.

Los yihadistas están utilizando, además, proyectiles de artillería, defensas antitanque y francotiradores contra las fuerzas gubernamentales, detalló el activista.

El pasado 20 de mayo, el ISIS ocupó Palmira, cuyas ruinas grecorromanas son Patrimonio Mundial de la Unesco, tras una ofensiva en la que conquistó amplias partes de Homs, fronteriza con la provincia iraquí de Al Anbar.

Al Barazi reiteró este que por el momento los enfrentamientos transcurren lejos de dichas ruinas, situadas al sureste de la urbe.

La ciudadela de Fajr Edin al Maani, del siglo XIII d.C., cuyo control recuperaron este viernes las autoridades, se encuentra al noreste de Palmira.

Conocida como "la novia del desierto" y localizada en un oasis, Palmira fue en el pasado uno de los centros culturales más importantes del mundo antiguo y punto de encuentro de las caravanas en la Ruta de la Seda.

Desde que el ISIS se hizo con su dominio ha dinamitado tres torres funerarias del siglo I d.C., el Templo de Bel, el Templete de Bal Shamin y el Arco de Triunfo.

El teatro romano de Palmira ha sido empleado por los extremistas como escenario para asesinar a sus prisioneros, como ocurrió en julio, cuando 25 soldados sirios fueron ejecutados a tiros por menores de edad reclutados por el ISIS.

El asalto del Ejército sirio a Palmira coincide con una intensificación de las operaciones contra el EI en Siria e Irak tras los atentados de hace tres días en Bruselas, que causaron 31 muertos y más de 300 heridos y que fueron reivindicados por esta organización terrorista.

Más información