Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Amnistía acusa a Turquía de devolver a refugiados sirios a su país

La investigación revela que Ankara ha expulsado "casi a diario" a grupos cientos de personas hacia Siria desde mediados de enero

Niños juegan en un vagón en el campo de refugiados de Idomeni, junto a la frontera entre Grecia y Macedonia. AFP

Amnistía Internacional (AI) ha acusado hoy a Turquía de obligar a miles de refugiados a regresar a Siria en los últimos meses y consideró que la Unión Europea "ignora a propósito" las prácticas "ilegales" de Ankara. La acusación se produce tres días antes de que entre en vigor el polémico acuerdo entre la UE y Turquía, que contempla la devolución de los refugiados sirios que recalen en territorio europeo y su posterior aceptación hasta un total de 72.000. Hoy además, el Parlamento griego debate de urgencia la incorporación del acuerdo a su legislación.

La investigación de AI revela que las autoridades turcas han expulsado "casi a diario" a grupos compuestos por cerca de un centenar de hombres, mujeres y niños hacia Siria desde mediados de enero. "En su desesperación para sellar las fronteras, los líderes de la UE han ignorado a propósito el más simple de los hechos, que Turquía no es un país seguro para los refugiados sirios", señaló el director para Europa y Asia Central de la organización, John Dalhuisen, en un comunicado emitido desde su sede en Londres.

Amnistía Internacional ha reunido múltiples testimonios que atestiguan una operación a "gran escala" para devolver refugiados a Siria desde la provincia turca de Hatay, un plan que según la organización humanitaria es "un secreto a voces" en la región.

La Comisión Europea ha reiterado que prevé iniciar el próximo lunes el mecanismo pactado con Ankara por el cual se devolverán a Turquía los refugiados que alcancen suelo griego. Amnistía Internacional considera que "lejos de presionar a Turquía para que mejore su protección a los refugiados sirios, la Unión Europea está incentivando lo contrario", indicó Dalhuisen. Si el acuerdo se pone en marcha, "hay un riesgo muy real de que algunas de las personas que la Unión Europea envíe a Turquía acaben sufriendo el mismo destino", dijo el responsable de AI.

Entre los casos que la organización humanitaria ha documentado, Dalhuisen destacó la devolución a Siria de tres menores de edad, sin la compañía de sus padres, y una mujer embarazada de ocho meses. La mayoría de las personas que han sido obligadas a regresar al país en guerra no se han registrado como refugiados, según Amnistía. La organización de derechos humanos con sede en Londres reflejó en otra investigación reciente cómo Turquía ha rebajado la cantidad de personas que registra como refugiados en las provincias fronterizas con Siria. AI ha advertido además de que en algunos casos se ha negado el registro a personas provenientes del país vecino, que no han podido acceder a tratamientos médicos vitales al carecer de esa documentación.

Más información