Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

La ceniza del Turrialba baña el centro de Costa Rica

El volcán ubicado a 70 kilómetros de San José cumple tres días de emanaciones

Una columna de ceniza de 3.000 metros se alza sobre el Turrialba. EFE

Las intensas erupciones de gases y cenizas del volcán Turrialba cumplen tres días, lo que mantiene vigilantes a expertos y autoridades de Costa Rica. La población del centro del país enfrenta la caída de ceniza y ocasionales ráfagas de olor a azufre. El volcán, ubicado 70 kilómetros al este de San José, ha registrado las mayores erupciones desde su reactivación en 2014, con columnas de ceniza de hasta 3.000 metros, según el Observatorio Vulcanológico y Sismológico de Costa Rica (Ovsicori). El viento ha ayudado a esparcir este material por casi todo el centro del país, lo que ha alterado en parte los vuelos en el aeropuerto Juan Santamaría y obligó a las personas a restringir sus actividades en la intemperie.

Los expertos y autoridades se mantienen pendientes desde el día jueves, aunque no se han registrado más daños que los esperables en el entorno natural y agrícola inmediato al volcán, a 3.340 metros sobre e nivel de mar. A la emanación de ceniza se suman rocas que quedan en localidades deshabitadas a corta distancia y de la incesante vibración del macizo, producida por el paso de gases, líquidos o magma dentro en los conductos internos, como ocurrió también en marzo de 2015.

En los pueblos y ciudades del centro del país, algunas personas han tomado las recomendaciones sanitarias y se les ve caminar con mascarillas para evitar la irritación de vías respiratorias. La ceniza y gases también provocan molestias en los ojos, por lo que numerosas actividades al aire libre han sido canceladas durante el fin de semana, sobre todo las que involucran niños.

En el aeropuerto Sanatamaría se han cancelado varios vuelos por decisión de aerolíneas como Aeroméxico, Southwest, AirCanada o Spirit, a pesar de que la empresa administradora Aeris reporta condiciones aptas para los despegues y aterrizajes. Para este domingo no estaban previstas más cancelaciones.

De los siete volcanes activos de Costa Rica, el Turrialba es el que más apuros ha provocado en los últimos dos años. La población más cercana ha visto deteriorarse sus cultivos, los pastizales para el ganado lechero típico de la zona y también han debido cancelar los negocios turísticos alrededor del volcán.