Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El líder de la oposición en Turquía sale ileso de una emboscada

Un soldado ha muerto y dos han resultado heridos en el combate. El Gobierno acusa al PKK kurdo

El líder del opositor Partido Republicano del Pueblo (CHP), Kemal Kiliçdaroglu, en una manifestación contra el golpe en Estambul, el 7 de agosto. Reuters-Quality

El líder del principal partido de oposición de Turquía, el socialdemócrata Kemal Kiliçdaroglu, salió hoy ileso de una emboscada a su caravana mientras se dirigía a un mitin en la provincia de Artvin, en el noreste del país. Un soldado ha fallecido y otros dos han resultado heridos en el combate que se entabló tras el ataque. El incidente se produjo cuando el automóvil en que viajaba el líder del Partido Republicano del Pueblo (CHP) y los vehículos que lo acompañaban enfilaban por un estrecho valle de la provincia de Artvin, donde se inician las estribaciones de las cordilleras del sur del Cáucaso. Según los medios turcos, la comitiva fue atacada con fusiles de asalto, tras lo cual, los guardaespaldas de Kiliçdaroglu advirtieron en las montañas a un militante con un lanzagranadas tipo RPG que, presuntamente, pretendía disparar contra el vehículo del político socialdemócrata, y lo abatieron antes de que pudiese accionar el arma.

El jefe de la oposición turca fue entonces llevado a un cercano edificio protegido por sus guardaespaldas y varios miembros de las fuerzas de seguridad que lo escoltaban, hasta que fue evacuado en un blindado de la Gendarmería. “En estos momentos me encuentro bien. Las fuerzas de seguridad están en la zona de combate. Se han tomado las medidas de precaución necesarias”, dijo Kiliçdaroglu en una conexión telefónica con la cadena NTV.

En los combates contra los atacantes resultaron heridos tres militares, de los cuales uno, que había sido alcanzado por un disparo en la cabeza, murió poco después. Uno de los atacantes también fue “neutralizado”, según los medios turcos.

El Gobierno y los partidos políticos turcos han telefoneado al líder del CHP para mostrar sus condolencias por lo sucedido y condenar el atentado. “Todos debemos luchar juntos hasta limpiar este país de la lacra del terrorismo”, sentenció Kiliçdaroglu, quien decidió continuar con su agenda prevista.

“Este ataque contra el líder principal de la oposición, es un ataque contra toda la nación”, dijo el ministro del Interior, Efkan Ala, quien apunto “sin ninguna duda” al grupo armado kurdo PKK como autor del ataque y anunció que se ha iniciado una operación militar para atrapar a los culpables. Una fuente del Ejecutivo consultada por EL PAÍS explicó que hace un mes, cinco militantes del PKK secuestraron a un conductor de camión en la misma área. No es habitual que los insurgentes kurdos actúen en estas provincias norteñas, aunque en los últimos meses ha habido atentados en algunas de ellas, que algunas fuentes de seguridad atribuyen al Movimiento Revolucionario Unido de los Pueblos (HBDH), una coalición forjada el pasado marzo por el PKK y nuevo organizaciones turcas de extrema izquierda.

Pese a que no está todavía del todo claro si el objetivo del ataque era el propio Kiliçdaroglu o su comitiva se vio envuelta en el ataque de forma fortuita, el jefe del grupo parlamentario del CHP, Özgür Özel, afirmó que se trató de “un intento de asesinato”. “No sabemos si se trata del PKK, del ISIS o de otro grupo terrorista, pero se trata de un ataque contra nuestra democracia”, afirmó.