Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

5.000 muertos en naufragios en 2016 en el Mediterráneo

Este año han muerto de media 14 personas al día en el Mediterráneo, según la ONU

Foto de familia de una ONG que trabaja rescatando migrantes del mar Mediterráneo. Ampliar foto
Foto de familia de una ONG que trabaja rescatando migrantes del mar Mediterráneo. EFE

Con el naufragio en las últimas horas de dos botes con 100 personas a bordo en las costas de Sicilia, el número total de inmigrantes fallecidos en las aguas del Mediterráneo en 2016 ha alcanzado los 5.000, lo que supone un incremento del 25% respecto al año pasado, una cifra récord desde el inicio de la última crisis de refugiados, según el Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados (Acnur) y la Organización Internacional para las Migraciones (OIM).

Las autoridades italianas informaron ayer de que dos botes inflables se hundieron la noche del jueves entre la costa libia y la italiana. Se estima que en la primera embarcación viajaban entre 120 y 180 personas, incluidos muchas mujeres y niños. La Guardia Costera de Italia sólo pudo rescatar con vida a 63 personas. En la otra viajaban alrededor de 120 personas, de las que fueron rescatadas 80.

“Sumando estos dos incidentes, el número de fallecidos asciende ya a los 5.000, un nuevo récord en esta crisis”, según declaró el portavoz de la OIM, Joel Millman, una cifra confirmada por el portavoz de Acnur, William Spindler. “Es la peor cifra anual que hemos visto jamás”, lamentó.

Este año han muerto de media 14 personas al día en el Mediterráneo, según estas organizaciones. En 2015, año en el que más de un millón y medio de personas llegaron a las costas europeas, perdieron la vida 3.771 inmigrantes, 2.000 menos que este año.

De acuerdo con ambas agencias de la ONU, las principales causas de este drástico aumento se deben en su mayor parte a que las embarcaciones utilizadas por los traficantes de personas son cada vez de peor calidad.