Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Trump: “El muro protege. Solo tienes que preguntarle a Israel”

El presidente de EE UU compara su valla con México con la que levantó el Gobierno israelí en los territorios palestinos

El presidente estadounidense, Donald Trump, en el Air Force One durante su primer viaje como mandatario.
El presidente estadounidense, Donald Trump, en el Air Force One durante su primer viaje como mandatario. EFE

El presidente estadounidense, Donald Trump, ha comparado este viernes el muro que quiere construir con México con el que Israel empezó a levantar en 2002 en el territorio palestino de Cisjordania con el argumento de evitar ataques terroristas y que ha sido criticado por aislar a poblaciones palestinas. En una entrevista en el canal conservador Fox News, Trump también ha reiterado sus polémicas declaraciones sobre el ahogamiento simulado en los interrogatorios, que ha considerado "efectivo" y "un paso por debajo de la tortura", aunque ha añadido que seguirá el consejo del secretario de Defensa, James Mattis. En su tercer frente abierto, la guerra contra los medios de comunicación, ha dicho que se compone de "gente muy hostil" y "muy enojada".

Sobre el muro, Trump ha señalado: "No es solo política. El muro es necesario, es bueno para el corazón de la nación. La gente quiere protección y el muro protege. Lo único que tienes que hacer es preguntar a Israel. Tenían un absoluto desastre al otro lado". Israel comenzó en 2002 la construcción del muro, de 730 kilómetros, que invade zonas de Cisjordania y aísla a poblaciones palestinasLos políticos palestinos consideran que es una forma de hacerse de hecho con parte del territorio ocupado de Cisjordania y de perpetuar los asentamientos de la zona. La Asamblea General de la ONU condenó su construcción al no respetar la línea verde establecida en 1948 y el Tribunal de la Haya lo consideró "ilegal".

El presidente estadounidense ha asegurado que el muro israelí detiene al "99,9%" de los cruces no autorizados y que ese es su objetivo para su barrera con México, que asegura que pagará por el coste de una manera indirecta. México es el tercer socio comercial de los estadounidense, al que Trump ha acusado de no hacer lo suficiente para luchar contra la inmigración ilegal o el narcotráfico.

Trump también ha dicho que su barrera será "un muro en condiciones", diferente al que ahora existe en gran parte del recorrido de la línea fronteriza entre México y Estados Unidos. Trump firmó esta semana una orden ejecutiva para acelerar la construcción de un muro que según él acabará con la inmigración ilegal y el narcotráfico, al tiempo que aseguró que México pagará su construcción.

Esa afirmación fue vista como un desplante por México, que justo ayer había enviado una delegación para preparar la visita del presidente mexicano, Enrique Peña Nieto, a Washington la semana próxima. Peña Nieto, finalmente, decidió cancelar la cita ante la insistencia Trump de que México pague el muro, algo para lo que la Casa Blanca ha sugerido aranceles del 20% a productos mexicanos

El canciller mexicano, Luis Videgaray, se ha mostrado hoy confiado en retomar las reuniones con el Gobierno estadounidense "en las próximas semanas" pero ha dejado claro que lo que nunca aceptará su país es pagar por el muro en la frontera común. Financiar el muro de Trump, su propuesta electoral estrella, es "profundamente inaceptable" para México, "no por estrategia" sino "por dignidad", ha señalado Videgaray en una rueda de prensa en la Embajada de México en Washington.

Actualmente de los casi 3.200 kilómetros de frontera que comparte México y Estados Unidos, en un tercio, unos 1.100 kilómetros, hay muro físico, informa Jacobo García. Bardas de concreto, rejas, planchas metálicas que un día sirvieron para facilitar el aterrizaje de aviones durante la Guerra del Golfo y después fueron reutilizadas a modo de separación entre los dos países. 

En otro tercio de la frontera hay un muro virtual, vigilado por cámaras, sensores térmicos, rayos X y más de 20.000 agentes fronterizos, un 518% más que hace dos décadas, según un informe del Colegio de la Frontera Norte y el Centro Norteamericano de Estudios Transfronterizos. El muro de Trump, según calculó The Washington Post, tendrá un costo superior a los 25.000 millones de dólares y requerirá la utilización de miles de obreros durante años.

Más información