Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Perú recibe la radiación solar más alta del planeta

El calentamiento global eleva dos grados la temperatura habitual del mar peruano

Un grupo de veraneantes toma sol en una playa de Lima. EFE

El Servicio Nacional de Meteorología e Hidrología (Senhami) anunció que Perú vivirá niveles de radiación solar extraordinarios en las próximas semanas. Algunas zonas del país ya están alcanzando el índice 19 en una escala de 20 puntos, presentando los mayores niveles en el mundo. Para ser considerada extrema, la radiación debe superar los 11 puntos de esta escala.

Como explica el ingeniero Nelson Quispe Gutiérrez, subdirector de Predicción Meteorológica del Senhami, las zonas de mayor incidencia se encuentran en los Andes. “El Perú está en la franja tropical, donde la radiación solar es más intensa. Esta empeora en las alturas de la cordillera, porque hay menos margen de atmósfera. Lugares como Junín, Cerro de Pasco, Cusco o Puno corren el mayor riesgo”.

Recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud

EL PAÍS, México

La radiación ultravioleta en niveles moderados, altos, muy altos o extremos puede provocar cáncer de piel, según la Organización Mundial de la Salud (OMS), y favorecer el desarrollo de cataratas, degeneración macular relacionada con la edad y tumores en el ojo, incluyendo cáncer, según la Academia Americana de Oftalmología. Frente a estos riesgos, la OMS recomienda:

- Reducir la exposición durante las horas centrales del día.

- Buscar la sombra.

- Utilizar prendas de protección.

- Ponerse un sombrero de ala ancha para proteger los ojos, la cara y el cuello.

- Proteger los ojos con gafas de sol con diseño envolvente o con paneles laterales.

- Utilizar crema de protección solar de amplio espectro, con un factor de protección solar (FPS) +15, en abundancia y cuantas veces la necesite.

- Evitar las camas solares.

Y añade la organización: "Es particularmente importante proteger a los bebés y niños de corta edad".  

Esto no quiere decir que el resto del país esté libre de peligro. En la ciudad de Lima, por ejemplo, la radiación llegará a los 15 puntos. Estos niveles han experimentado un aumento por el deterioro de la capa de ozono. Su pico máximo ocurre al mediodía, y se agrava con un cielo transparente, sin nubes ni polvo. Curiosamente, la contaminación es una agente beneficioso para frenarla.

Febrero será el mes más caluroso del año, y bordeará límites históricos. En Lima se registrarán máximas de 33 grados Celsius y mínimas de 24,7 grados, lo que, combinado con la falta de viento y la alta humedad, se traducirá en una sensación térmica que bordea los 36 grados.

Todavía más sofocantes son las condiciones de la ciudad de Piura, al norte del país. Ahí se está llegando a los 37 grados Celsius, con un sensación térmica superior a los 42 grados. Estos fenómenos son parte de una compleja coyuntura climatológica, con lluvias y huaicos -desprendimientos de tierra que al caer sobre en los ríos provocan su desbordamiento- en todo el país, que han hecho al Gobierno declarar el estado de emergencia.

El ingeniero Quispe explica que parte de la culpa la tiene una masa de aire caliente y húmeda, que se desplaza desde el Caribe y ha llegado hasta Chile. “Entró al Perú cerca del día 10 de enero, lo que se tradujo en lluvias a partir del día 13”.

A este factor se suma el aumento en la temperatura de la franja del Océano Pacífico que baña las costas del Perú. Según Quispe, el Senhami viene registrando esta tendencia desde hace tiempo, y es atribuible al calentamiento global. “El mar peruano registra un promedio de dos grados sobre sus niveles habituales. Emite un calor que es recibido por la franja costera, y que al llegar a las alturas se condensa, generando las abundantes precipitaciones que venimos experimentando”.

Las lluvias se vienen produciendo a lo largo y ancho de todo el país, desatando abundantes huaicos, con funestas consecuencias. Hasta el domingo, el Instituto Nacional de Defensa Civil (Indeci) había registrado 23 emergencias, que sumaban inundaciones, deslizamientos, huaicos y precipitaciones. Éstas han provocado al menos siete muertos, y decenas de miles de familias afectadas, en departamentos como Trujillo, Ica, Piura, Arequipa, Loreto, Tacna, Lima o Huancaveliva.