Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un cristal a prueba de balas rodeará la Torre Eiffel ante posibles ataques

El sistema de protección costará 20 millones de euros y se instalará este otoño, informa la alcaldía

Paris
La Torre Eiffel de París (Francia), en una imagen de 2010. EFE

La Torre Eiffel, el símbolo de París, estará rodeada por un cristal a prueba de balas de dos metros y medio de alto, ha informado la alcaldía de la capital francesa este jueves. De esta forma, el monumento estará protegido ante posibles ataques. El muro costará 20 millones de euros y se alzará este otoño. Reemplazará a las vallas de metal que actualmente recorren 324 metros alrededor de la torre, instaladas el pasado año durante la Eurocopa. 

"La amenaza terrorista continúa siendo alta en París, y los lugares más vulnerables, comenzando por la Torre Eiffel, deben ser objeto de medidas de seguridad especiales", ha afirmado este jueves el vicealcalde, Jean-Francois Martins, durante una rueda de prensa, según recoge la agencia France Presse. El perímetro de cristal evitará que individuos o vehículos impacten contra el lugar, visitado por seis millones de personas cada año, ha añadido. 

Algunos concejales citados por el diario Le Parisien han afirmado que temen que el cristal convierta la torre en una "fortaleza". El perímetro de seguridad podría disuadir a los turistas que simplemente quieran sacar una fotografía bajo el monumento y que no tengan intención de visitarlo. Martins ha replicado que los visitantes seguirán teniendo acceso a pie a la torre, después de haber superado controles de seguridad. 

El vicealcalde ha dicho que el hecho de eliminar las barreras antiestéticas que ahora mismo rodean la Torre Eiffel permitirá tanto a los visitantes como a los parisinos tener "una mejor vista del monumento". Según ha asegurado, un equipo de arquitectos ayudará a diseñar el muro, de tal forma que no interfiera con el Sena, que bordea la torre al norte, ni con el Campo de Marte, que lo hace al sur.  

La seguridad se ha visto reforzada en los puntos turísticos de Francia, los sistemas de transporte y los lugares de culto después de una serie de ataques yihadistas que costaron la vida a alrededor 239 personas en Francia entre julio de 2015 y julio de 2016.

Más información