Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Enrique Peñalosa: “Esto es un atentado terrorista contra la Policía de Bogotá”

Una bomba de dos kilos con metralla estalla en el centro de la capital de Colombia y deja decenas de heridos

Miembros de la Policía de Colombia examinan el lugar donde se ha registrado una explosión la mañana del domingo, en Bogotá.
Miembros de la Policía de Colombia examinan el lugar donde se ha registrado una explosión la mañana del domingo, en Bogotá. EFE

Una bomba de dos kilos cargada de metralla ha estallado la mañana del domingo en el centro de Bogotá dejando decenas de heridos. El último balance ofrecido por la alcaldía es de 30 personas afectadas por la explosión: 26 policías y cuatro civiles. Siete de ellos están en estado crítico, con pronóstico reservado, debido a las heridas provocadas por las esquirlas del artefacto. El explosivo se colocó durante la madrugada en una caja de cables de un semáforo en el barrio de La Macarena, en las inmediaciones de la Plaza de Toros de La Santamaría. En este lugar se preparaba un operativo policial para garantizar la seguridad durante la última corrida de la temporada en la capital.

"Esto es un atentado terrorista contra la Policía de Bogotá", ha dicho Enrique Peñalosa, alcalde de la ciudad. "Los terroristas no nos van a intimidar. Y vamos a hacer todo lo que sea necesario para capturarlos". Por el momento, la única hipótesis descartada por los investigadores es que el suceso esté relacionado con los movimientos antitaurinos que cada fin de semana, desde el pasado 23 de enero cuando las corridas de toros regresaron a la capital, protestan ante la plaza. "Esta bomba está fabricada por personas con conocimientos en explosivos", ha explicado.

La Policía cuenta con grabaciones del lugar y las inmediaciones. Dos personas fueron detenidas instantes después de que se produjera la explosión. "Estamos investigando si tienen relación con los hechos", aseguran fuentes de la investigación. "En breve tendremos resultados", ha dicho el regidor, que ha invitado a todos los ciudadanos a que denuncien comportamientos sospechosos en sus barrios. En esta ocasión, la alcaldía de Bogotá no va a ofrecer una recompensa, como suele ser habitual en estos casos.

Además, de la treintena de heridos, 34 inmuebles aledaños han sufrido daños. Entre ellos, Las Torres del Parque, un conocido conjunto residencial en el que los cristales de varias viviendas resultaron afectados.

Otros atentados en la ciudad

Un día antes de que la bomba explotara en el centro de Bogotá, otro artefacto estalló en un barrio cercano, Teusaquillo, sin dejar heridos. "Todo indica que no tienen relación, el ocurrido ayer está vinculado a extorsiones", ha afirmado Peñalosa. A mediados de enero, otro artefacto explotó también en un sector céntrico, cerca de un edificio de la DIAN, el departamento de Hacienda de Colombia. En esta ocasión, un colectivo autodenominado Movimiento Revolucionario del Pueblo se atribuyó el atentado.

A finales de diciembre, se produjo un ataque en el puesto de policía del humedal Torca, ubicado en el norte de Bogotá. Según las autoridades, el uniformado que se encontraba en el lugar, Carlos Andrés Rubio, recibió un disparo en la cara. Minutos después, cuando otros policías llegaron al sitio a inspeccionar el cuerpo del hombre, se activó un explosivo que dejó siete heridos.

Más información