Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Liberados los policías implicados en la desaparición forzada de ocho jóvenes en Sinaloa

Los cuatro agentes que estaban bajo arresto fueron liberados el sábado después de que un juez les otorgara un amparo

Un militar resguarda las instalaciones de la Policía ministerial en Sinaloa en octubre pasado. CUARTOSCURO

Los cuatro policías municipales de Culiacán, la capital de Sinaloa, que fueron captados en un video cuando entregaban a ocho jóvenes a un grupo de hombres armados, quedaron en libertad el sábado por la mañana después de que un juzgado les otorgara un amparo. Los agentes estaban bajo arresto desde el jueves pasado cuando en redes sociales se difundieron las imágenes donde se observa cómo detienen a ochos personas frente a un negocio de venta de tortillas en una colonia popular y posteriormente los entregan a un grupo de hombres vestidos de civil y con armas largas que descienden de varios coches. La Fiscalía de Sinaloa había informado la semana pasada que los investigaba por su presunta responsabilidad en el delito de desaparición forzada.

En un comunicado la Secretaría de Seguridad Pública y Tránsito Municipal informó que cuando se tuvo conocimiento del vídeo donde aparecen los agentes se contactó a la Fiscalía del Estado a fin de entregarles a los elementos que habían confesado participar en el hecho, pero ésta les pidió agotar los procedimientos internos antes de poner a los policías a disposición de las autoridades ministeriales. La corporación municipal decidió entonces arrestarlos por 36 horas, plazo que terminó las primeras horas del sábado.

Ese mismo día se recibió un escrito donde se notificaba el amparo emitido por el Juzgado Tercero de Distrito en el Estado de Sinaloa en el que se pide dejar en libertad a los cuatro policías. La corporación aclaró que aunque desde el sábado los agentes quedaron en libertad, se continua con un procedimiento administrativo a fin de que la Comisión de Honor y Justicia de la Secretaría de Seguridad Pública determine la sanción que les corresponde, la cual puede ser desde una suspensión del empleo sin goce de sueldo hasta la baja definitiva de la corporación.

La Fiscalía estatal ha informado que se abrió una carpeta de investigación por la vía oficiosa, ya que no existe una denuncia de los hechos. El titular de la Fiscalía, Juan José Ríos, dijo en una conferencia de prensa el viernes pasado que la indagatoria está en integración y en dado caso que se encuentren los elementos necesarios se procesará judicialmente a los policías implicados. Una de las líneas de investigación que se sigue es la desaparición forzada y la otra es un posible "rescate" de los jóvenes por parte del grupo armado.

En México los casos de desaparición forzada --donde intervienes funcionarios públicos-- han estado en el foco de atención de los sistemas internacionales de derechos humanos desde que inició la guerra contra el narcotráfico, destaca un informe del Senado. Entre los casos que más han causado indignación a nivel internacional está la desaparición de los 43 estudiantes de Ayotzinapa en 2014 y el rapto de cinco jóvenes en Veracruz a principios de 2016. En ambos hechos la policía entregó a sus secuestrados a grupos de la delincuencia organizada, como ocurre ahora en el caso de Sinaloa.

La desaparición forzada en México ha preocupado a los organismos internacionales de derechos humanos porque tiene niveles similares a países que han experimentado guerra civil y violencia política como Siria y Pakistán, establece el documento elaborado por la Dirección General de Investigación Estratégica del legislativo. Entre el 2008 y 2015 ocurrieron 136 casos en el país, al igual que en la república árabe de Siria. Los Estados más afectados son Guerrero, Veracruz y Tamaulipas, todos con altos niveles de inseguridad debido a la presencia del narcotráfico en sus territorios