Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Putin ve analogías entre las protestas rusas, “la primavera árabe” y el “maidán” de Kiev

Un tribunal de Moscú confirma el arresto del opositor Navalni tras las manifestaciones contra la corrupción

La policía rusa detiene a dos mujeres en una manifestación contra la corrupción en Moscú el 26 de marzo. EFE

Un tribunal de Moscú rechazó este jueves el recurso presentado por el político Alexéi Navalni contra la condena a 15 días de arresto administrativo que le fue impuesta por desacato a la autoridad durante la manifestación celebrada en Moscú el pasado domingo. Navalni fue arrestado en el centro de la capital al iniciarse el evento y juzgado en primera instancia por organizar una concentración ilegal (le fue impuesta una multa de 20.000 rublos o algo más de 330 euros), además de desacato, cargo por el que le juzgaron el pasado lunes.

Las marchas contra la corrupción convocadas por Navalni, que se celebraron en toda Rusia, han sorprendido a los organizadores y a los analistas políticos por su amplia cobertura geográfica y por la juventud de los participantes. De diferentes lugares de Rusia llegan esta semana noticias y comentarios sobre sermones disuasivos, amonestaciones y enfrentamientos dialécticos en las escuelas, además de discusiones sobre la conveniencia de que las autoridades rusas revisen su política en relación a la juventud. Las detenciones practicadas por los órganos de orden público han sido más de mil.

En su primera reacción ante el evento, el presidente Vladímir Putin, dijo el jueves que las protestas contra la corrupción le recordaban las que tuvieron lugar en Ucrania en 2014 y también la “primavera árabe”. Putin hizo estas declaraciones en el fórum dedicado al Ártico, que se celebra en la ciudad de Arjangelsk, a donde acudió con el primer ministro Dmitri Medvédev. “Yo personalmente estoy a favor de que los temas de la lucha contra la corrupción estén en el centro de la atención pública, pero evidentemente, considero incorrecto que las fuerzas políticas intenten utilizar esto para promocionarse (…) en víspera de elecciones”.

“Esto fue el instrumento de la primavera árabe y sabemos muy bien adonde llevó. Esto fue el motivo del golpe de Estado en Ucrania”, manifestó el jefe del Estado, según la agencia TASS. Putin no citó nombres y el jefe del Gobierno, Dmitri Medvédev, se mostró distendido, como si nada de lo sucedido fuera con él, e incluso le hizo una crítica a un ministro que se retrasó un cuarto de hora a una sesión de trabajo. No obstante, tímidamente, parte de la élite política se ha manifestado a favor de que Medvédev dé explicaciones y de investigar los cargos que Navalni y su Fondo de Lucha contra la Corrupción imputan a la segunda figura en la jerarquía del Estado