Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

La oposición venezolana se mide en la calle mientras Maduro denuncia una conspiración militar

Este miércoles se movilizan en Caracas en dos manifestaciones paralelas las fuerzas opositoras y el chavismo

Marcha en Venezuela
Maduro habla en la televisión, la noche de ayer.

La oposición venezolana comienza un día decisivo para redoblar su pulso al Gobierno de Nicolás Maduro. Las fuerzas opositoras se miden este miércoles en las calle de Caracas en una marcha que se espera multitudinaria, convocada para reclamar la celebración de elecciones y la liberación de presos políticos como el exalcalde del municipio Chacao de Caracas Leopoldo López. Esta movilización, que coincide con el 207º aniversario del comienzo de la lucha por la independencia del dominio español, culmina una ola de casi tres semanas de protestas y busca presionar al Ejecutivo para que se avenga al diálogo. La manifestación ofrece una imagen de unidad de las formaciones alternativas al chavismo, encabezadas por Primero Justicia y su líder, Henrique Capriles, que han recobrado la iniciativa para rechazar las sentencias del Tribunal Supremo que a finales de marzo dejaron sin competencias a la Asamblea Nacional. Finalmente, el oficialismo rectificó esa decisión, aunque el gobernador del Estado Miranda reclamó ayer en una entrevista con EL PAÍS emitida en Facebook pleno reconocimiento del Parlamento.

La marcha se produce en un contexto de elevada tensión. Maduro, compareció la noche de este martes en televisión para denunciar un “complot militar” contra el Gobierno. Aseguró que han sido “desmantelados varios grupos” y que fue detenido un mando retirado identificado como uno de los “cabecillas” de lo que el chavismo considera un “intento de golpe de Estado” alentado por Estados Unidos. El Ejecutivo comunicó la activación de un operativo llamado plan Zamora, que consiste en la movilización de la estructura, militar, policial y civil “para garantizar el funcionamiento" del país, "su seguridad, el orden interno, y la integración social”. "La jurisdicción militar está procesando a todos los complotados civiles y militares, retirados en este caso, activos, ya capturados o en fuga hacia Colombia", agregó.

El mandatario señaló además a los que ve como responsables políticos. Por ejemplo, afirmó que el presidente de la Asamblea venezolana, el opositor Julio Borges, tiene que ser procesado. "Lo que ha hecho Borges el día de hoy configura un delito contra la Constitución y así debe ser procesado. Llama abiertamente a un golpe de Estado a los funcionarios de la Fuerza Armada, al desconocimiento de sus líneas, de sus mandos y de su comandante en jefe. Eso está tipificado como una ruptura constitucional", dijo. Borges había pedido a los militares que actúen en conciencia durante las movilizaciones, afirmando que la cadena de mando no libra a estos funcionarios de su responsabilidad. También había comunicado que su formación, Primero Justicia, denunció ante el Tribunal de La Haya un “caso de tortura” de dos dirigentes juveniles del partido.

Así las cosas, la oposición venezolana se prepara para marchar hoy en Caracas en un clima marcado por las demostraciones de fuerza del chavismo, que también se manifiesta este miércoles en una movilización paralela. Después de recabar el respaldo “incondicional” del ejército, el presidente anunció también su intención de armar en el futuro a un millón de civiles como miembros de la Milicia Nacional Bolivariana, un cuerpo de apoyo a las fuerzas armadas que ya cuenta con cientos de miles de efectivos.

Un fusil para cada miliciano, un fusil para cada miliciana”, proclamó Maduro al término de un acto militar convocado el lunes, dijo, “en defensa de la moral” y “en repudio a los traidores de la patria”, añadió en referencia a los dirigentes opositores. El mandatario venezolano ha lanzado en los días previos a la manifestación, a la que el Gobierno responderá con una movilización alternativa, varios mensajes de impronta marcial. El último fue el anuncio de ampliación de la milicia civil y la comunicación de este operativo.

Más información